Se incrementaron los casos de cáncer en Gualeguaychú.El año pasado se registraron dos diagnósticos de cáncer por día en el departamento Gualeguaychú. Un total de 720 casos en el departamento y 470 en la ciudad. El 70 por ciento de los casos son de personas mayores de 55 a 60 años. Las patologías de mayor incidencia en la mujer son de mamas y en pulmón en los hombres. El dato surge del registro de tumores del Hospital Centenario que se actualiza todos los días. El registro de tumores se alimenta día a día. En cada zona de la provincia hay registradoras que a diario recorren los centros de salud privados y públicos, los consultorios de los patólogos para levantar datos sobre tumores, y luego los jefes de los cinco registro de tumores de toda las regiones epidemiológicas de la provincia se reúnen en Villaguay para compartir esa información con el fin de cargarla en el registro informático.

El médico oncólogo Héctor Arocena, responsable del Registro de Tumores de la Provincia para la Zona 4 que comprende los departamentos de Gualeguaychú, Gualeguay, e Islas del Ibicuy, lleva a diario las estadísticas de diagnósticos de enfermedades oncológicas en estos tres departamento.

En Entre Ríos existe el registro de tumores, que todos los meses, la información acumulada por los responsables de las cinco zonas de salud en que se divide la provincia, se reúnen en Villaguay para analizar los datos.
“Tenemos todos los datos del registro de tumores e inclusive hemos sacado una publicación desde Salud Pública con datos del registro provincial poblacional de tumores desde el año 2001 a 2005. Tenemos datos para poder publicar la información estadística reunida entre 2006 a 2009 y de ese año a 2013 y la población no sale por una cuestión de presupuesto. Nunca hay dinero para la publicación del libro y no sé si hay alguna intención para no publicarlo, eso no sabría decirlo, lo que si el registro de tumores sigue funcionando y tenemos cargado datos hasta diciembre de 2014 de la región IV de Salud”, dijo Arocena.

El registro de tumores se alimenta día a día. En cada zona de la provincia hay registradoras que a diario recorren los centros de salud privados y públicos, los consultorios de los patólogos para levantar datos sobre tumores, y luego los jefes de los cinco registro de tumores de toda las regiones epidemiológicas de la provincia se reúnen en Villaguay para compartir esa información con el fin de cargarla en el registro informático.

Los datos pueden ser utilizados para estudios cinéticos, epidemiológicos y planificación asistencial.

De ese registro salió el dato del departamento Gualeguaychú que cerró el 2014 con 720 casos diagnosticado, lo que hace un promedio de 2 casos por día. En la ciudad se registraron 470 casos, lo que hace un promedio de 1,2 diagnósticos por día.

La paradoja de todo esto es que los médicos oncólogos cuentan con información en tiempo real de la incidencia de las enfermedades oncológica en la población, pero no se le puede sacar provecho a esto para reorientar campañas de prevención a través de comisiones especiales o entidades intermedias que se dedican a la prevención como LALCEC en Gualeguaychú.

Todo esto sucede por una falta de decisión política del uso social de esa información. “El registro de tumores nos permite establecer cuántas personas fallecen por año en la ciudad por enfermedades oncológica. Así como el registro de tumores toma la incidencia de nuevos casos que hay por año, también saca la mortalidad anual y la fecha de diagnóstico de las distintas patologías tanto en la mujer como en el hombre”, agregó el médico oncólogo.

Arocena dijo que: “La mortalidad es cada vez más alta a medida que aumenta la incidencia de la enfermedad”. No obstante la buena noticia es que por los avances tecnológicos en la ciencia médica incrementó el porcentaje de pacientes que lograron revertir la enfermedad y sanarse.

“El porcentaje de gente que se cura es mayor, todo depende del diagnóstico, cuando más temprano se detecte la patología aumenta el porcentaje de curabilidad del paciente, hoy prácticamente el 60 por ciento de los cáncer se curan gracias al diagnóstico precoz y a los politratamientos que hay, como es la quimioterapia, la radioterápia y la cirugía, la combinación de todas estas posibilidades producen bastante estabilidad en el paciente”.

En tanto el resto de los enfermos pasan a ser crónicos y requerirán de distintos tratamientos en forma permanente.

Las cusas del crecimiento del cáncer

El crecimiento de los diagnósticos de enfermedades oncológicas, se dan “por contar con una mejor aparatología que nos permite descubrir tumores y otro factor es la contaminación”.

En este sentido agregó: “El 30 por ciento de los cáncer son hereditarios y el 70 por ciento ocasionales, es decir que el 50 por ciento de los casos pueden ser evitables mediante campañas de concientización si se conocieran los datos del registro de tumores a nivel provincial”.

El profesional aconsejó como una de las principales medidas preventivas, “evitar el consumo de tabaco que provoca cáncer en vías respiratorias, faringe, laringe, cavidad oral, gástrica, vejigas, páncreas y vemos más cáncer de pulmón en mujeres que en varones porque ellas fuman más”.

Otras de la causas es la parte ambiental tanto en factores químicos como físicos. “Los químicos tienen un componente fundamental en los agroquímicos que son altamente cancerígenos y se podría trabajar sobre todo eso para prevenir el desarrollo del cáncer.

Arocena se mostró preocupado por “el desarrollo de linfomas que aumenta la incidencia en las zonas rurales, hay muchas enfermedades linfomatosas en los ganglios productos de los agroquímicos por no tomar medidas preventivas cuando se fueron a manipular estas sustancias”, publicó El Argentino.

 

 

Fuente: Análisis Digital