El ministro de Defensa, Agustín Rossi, dejó inaugurada esta mañana una nueva Oficina de Género en la guarnición militar de Campo de Mayo. Allí, también, hizo entrega de 383 netbooks a los aspirantes de la Escuela de Suboficiales del Ejército Sargento Cabral (ESESC).“Es un motivo de alegría inaugurar esta Oficina de Género, que es la número 22”, indicó Rossi, al tiempo que aseguró: “La incorporación de la mujer ha sido la transformación cultural más importante de los últimos años en las FFAA; su participación es creciente y nos ha permitido llegar a casi el 18% de presencia femenina”.

“Estamos orgullosos de la política de género que lleva adelante Argentina, la cual es mirada con interés por los países de América Latina”, remarcó el titular de la cartera, y apuntó: “Estas oficinas cumplen la función de contener, ayudar y apoyar a toda persona que tenga inconvenientes; hay que ser inflexible ante cualquier tipo de abuso”.

“Queremos que se apropien de esta Oficina para mejorar la calidad del trabajo y advertir situaciones hostiles”, pronunció Rossi. Asimismo, mencionó la “apertura de muchos jardines de infantes en distintas unidades militares para facilitar el desarrollo de las tareas del personal castrense”.

La creación de estas Oficinas de Género surge de la necesidad de generar un espacio de comunicación, asesoramiento, capacitación y orientación en aquellas cuestiones planteadas por el personal militar, vinculadas al proceso de una adecuada integración entre varones y mujeres al interior de las Fuerzas Armadas.

En las instalaciones de la Escuela de Suboficiales el funcionario destacó “la necesidad de seguir aportando en los desarrollos científicos y tecnológicos autónomos”. “La presidenta de la Nación “continuó- propuso este Plan Conectar Igualdad para acortar la brecha tecnológica e igualar oportunidades”. Allí incitó a cada estudiante a “apropiarse de esta herramienta durante su formación”. “Cuando uno confía en los jóvenes de su Patria está pensando en el futuro, y seguimos apostando al futuro de todos los argentinos”, concluyó Rossi.

En tanto la directora General Ejecutiva del Programa Conectar Igualdad, Silvina Gvirtz, aseguró que las netbooks “mejoran la calidad de educación”, y llamó a los presentes a “aprovechar esta gran oportunidad y a formarse para un país más democrático y más justo”.

Estuvieron presentes el subsecretario de Formación, Javier Araujo; la directora de Políticas de Género, Cecilia Mazzotta; junto al director general de Educación del Ejército Argentino, general de división Alejandro López; y el director de la ESESC, Carlos Caneva.