Con duras críticas al gobierno nacional, el ex jefe de Gabinete presentó su renuncia “indeclinable” como presidente de la entidad. Su puesto será ocupado por Sandra Isola hasta las elecciones de 2017.

Aníbal Fernández renunció este martes a la presidencia de la Confederación Argentina de Hockey (CAH) y compartió en las redes sociales el texto de su dimisión con duras críticas al actual gobierno de Mauricio Macri. Acusó a Cambiemos de “manosear” la institución y explicó que por eso se vio obligado a dar un paso al costado. Su puesto será ocupado por Sandra Isola hasta las elecciones de 2017.

“No renuncio porque quiero, lo hago porque debo hacerlo”, señaló Fernández en su renuncia que publicó en Twitter y Facebook.

“Les consta a todos los dirigentes que jamás he puesto sobre la mesa mi ideología (…). Sin embargo, el actual gobierno, dedicado a la persecución de dirigentes no duda en manosear a las instituciones y en particular a nuestra Confederación Argentina de Hockey sobre césped con porquerías. No puedo permitirlo”, enfatizó y dijo que Cambiemos ejerce “una democracia de pacotilla que degrada todo lo que concierne a la vida en sociedad”.

“Ha sido un momento muy lindo de mi vida pero no estaría desempeñando adecuadamente mi condición de presidente si permitiera ese manoseo de estos profetas del odio”, aseveró tras agradecer el trabajo y apoyo de todos los miembros de la CAH, incluidas jugadoras y ex jugadoras aunque algunas de ellas se manifestaron en su contra en su momento. .

La ex Leona, Charo Luchetti, se había mostrado particularmente dura con el ex jefe de Gabinete cuando decidió acompañar al seleccionado a Londres en medio del escándalo judicial por la detención en Paraguay de Ibar Pérez Corradi, quien este miércoles declaraba en los tribunales de Comodoro Py.

En su renuncia, Fernández explicó que tenía decidido renunciar a su regreso.