Son más de 2.000 litros de ácido clorhídrico y 28 kilos 940 gramos de soda cáustica que eran trasladados sin aval legal. Se encuentran dentro de la lista controlada del Registro Nacional de Precursores Químicos (RENPRE).


Gendarmería Nacional, dependiente el Ministerio de Seguridad de la Nación, incautó 2.400 litros de Ácido Clorhídrico y 28 kilos 940 gramos de soda cáustica (componentes que pueden ser utilizados para la fabricación de sustancias ilícitas) que eran transportados en camiones para componentes nocivos. Este accionar fue el resultado de dos procedimientos llevados a cabo en la provincia de Santa Fe.
Ayer, efectivos de la Sección Vial Venado Tuerto dependiente del Escuadrón 46 Rosario Victoria se encontraban realizando un control en el kilómetro 381 de la Ruta Nacional N° 8, cuando detuvieron a un camión proveniente de la ciudad de Rosario y con destino final a la provincia de Córdoba.
Al momento de realizar la inspección física y documental, constataron que se trataba de mercancía con número de ONU 1789, correspondiente a Ácido Clorhídrico, sustancia para la cual el conductor no poseía permiso para trasladar. Un total de 2.400 litros fueron decomisados.
El segundo procedimiento se desarrolló una hora después en un control vehicular situado a la altura del kilómetro 636 de la Ruta Nacional N°33, cuando gendarmes detienen la marcha de un camión con semirremolque de logística procedente de la ciudad de Bahía Blanca (Buenos Aires). Secuestraron 28 kilos 940 gramos de soda cáustica por carecer de la documentación que habilite el transporte de dicha sustancia.
Ante estas irregularidades, en ambos procedimientos se tomó contacto con autoridades del Registro Nacional de Precursores Químicos (RENPRE) y, con la presencia de testigos, los funcionarios incautaron los rodados y los mencionados solventes por encontrarse en infracción a la Ley 26.045 (precursores químicos).

Comentarios