La obra comenzó a ejecutarse este mes y se prevé que esté terminada a fin de año. Cuenta con una inversión provincial superior a los 90 millones de pesos y beneficiará a 70 mil santafesinos.

El ministro de Infraestructura y Transporte, José Garibay, encabezó este lunes una inspección de las obras en ejecución en el desagüe “El Sable”, ubicado en el norte de la capital provincial.
“Con esta obra no solo mejoramos este barrio, sino la situación de los barrios laterales que son afectados por las situaciones de lluvia”, sostuvo Garibay en la oportunidad.
El ministro señaló que está “asegurado el presupuesto para la continuidad de estas obras” y aclaró que “proviene de la inversión con financiamiento autorizado por la Legislatura, dentro del cual entran estas obras hídricas, y de fuente propia. Entonces, no hay razones para pensar que el presupuesto se verá afectado por las paritarias”, aclaró.

“Fruto del esfuerzo”
El intendente de la ciudad de Santa Fe, José Corral, participó también de la recorrida y aseguró que el desagüe “El Sable es fruto del esfuerzo de la provincia y el municipio”. Del mismo modo, relató que “esta es una de las obras más importantes porque alivia toda la cuenca del barrio Las Delicias y de la zona noreste de la ciudad”.
También estuvieron presentes el secretario de Recursos Hídricos, Juan Carlos Bertoni; el diputado provincial, Julio Garibaldi, autoridades provinciales y municipales, y vecinos de la zona.

Obras necesarias
Estos trabajos se incluyen en el denominado Acuerdo Capital, un compromiso asumido por las gestiones provincial y municipal a fin de garantizar las obras necesarias para mejorar la infraestructura y la calidad de vida de la capital santafesina.
La obra cuenta con una inversión superior a los 90 millones de pesos y beneficiará a 70 mil vecinos garantizando la protección necesaria para los barrios cercanos. Se trata de un desagüe que posibilitará un mejor escurrimiento de la zona perteneciente a la cuenca Roca, ubicada en callejón El Sable, que se extiende desde Zavalla hasta avenida Aristóbulo del Valle.
Actualmente, la obra se encuentra en los primeras instancias de ejecución, pero con un ritmo de construcción acelerado, gracias a que las condiciones climáticas son estables hasta el momento.