Una comisión parlamentaria aprobó esta madrugada cambios en el sistema político, que cuadriplica el aporte público para campañas, elimina la figura del vicepresidente y diluye el papel de los partidos políticos en la elección de los diputados, en un modelo que solo se aplica en países como Afganistán y Jordania.

El voto distrital amplio, como se lo conoce, fue impuesto en la comisión de reforma política de la Cámara de Diputados por 17 votos contra 15, empujado por la coalición de derechas que respalda al presidente Michel Temer.

El texto debe ser votado particular a partir de ahora y luego elevado a la Cámara: si se vota antes de octubre, puede comenzar en 2018, cuando están previstas elecciones generales, incluidas las presidenciales.

El texto aumentó la contribución del Estado a la financiación de las campañas de los 250 millones de dólares actuales a 1.200 millones de dólares, siendo que están prohibidas las donaciones por parte de las empresas, una medida que data de 2014 a caballo del escándalo de la Operación Lava Jato y del accionar de la constructora Odebrecht.

FuenteTélam
Compartir

Comentarios