Convocadas principalmente a través de las redes sociales hubo marchas y protestas en España, Brasil, Francia, Uruguay, Chile, México, Austria, Paraguay y Estados Unidos, entre otras ciudades.


La desaparición de Santiago Maldonado trascendió las fronteras. Los pedidos por la aparición con vida del joven de 28 años, desaparecido desde el 1 de agosto tras la violenta represión de Gendarmería a la comunidad mapuche Pu Lof, en Chubut, tuvieron su epicentro en la Plaza de Mayo, pero también en distintas partes del mundo.

Convocadas principalmente a través de las redes sociales, hubo protestas en España, Brasil, Francia, Uruguay, Chile, México, Austria, Paraguay y Estados Unidos, entre otras.

Argentinos y británicos que residen en Londres se sumaron hoy a la jornada y realizaron una protesta en las puertas de la librería Calder, ubicada en el centro de Londres, en reclamo por la aparición de Maldonado.
“Acá en el Reino Unido y mundialmente hay cada vez más concientización sobre el caso de Santiago Maldonado, sobre todo después de la intervención y repudio de la ONU y de Amnistía Internacional”, dijo a Télam Dan Ozarow, representante de la organización Argentina Solidarity Campaign con sede en Londres.
Ozarow remarcó que la noticia llegó a medios británicos como la BBC y The Guardian y relató que los ingleses con quienes habla “no pueden creer que haya desapariciones forzadas hoy en día en Argentina ni que el Estado argentino quiera lavarse las manos”.
“Pensaban que estas cosas solo pasaban durante la dictadura militar”, dijo Osarow, quien es también profesor de la Universidad de Middlesex de Londres.

 

También en Brasil

Argentinos y brasileños protestaron hoy frente a los consulados de Argentina en las ciudades de San Pablo y Río de Janeiro para reclamar la aparición con vida de Santiago Maldonado.
Con pancartas escritas en portugués con la frase “Cadê Santiago Maldonado?” (¿Dónde está Santiago Maldonado?), residentes argentinos fueron acompañados por movimientos indígenas y entidades sociales brasileñas que, además, reivindicaron los reclamos mapuches.
En San Pablo, la manifestación reunió a unas 50 personas frente al consulado general de la Argentina y a la sede local del Banco Nación convocadas por varios colectivos políticos; entre ellos, el Partido Socialista de Trabajadores Unificados (PSTU) y la organización “Lucha por las Bases”.
En Río de Janeiro, la manifestación fue la más concurrida y se entregó una carta reclamando justicia al consulado, según explicó a Télam uno de los organizadores de la protesta, el estudiante argentino de la Universidad Federal de Río de Janeiro, Diego Ferrari.
Entidades de aborígenes brasileños, el Grupo Tortura Nunca Más, el Movimiento Sin Tierra y el Movimiento Sin Techo, entre otras organizaciones, firmaron el petitorio entregado en el consulado de Río de Janeiro.

Comentarios