Ignacio Irigoyen, director del proyecto, explicó que el objetivo es “acercarles a los chicos de la escuela primaria pública argentina alguna herramienta que a ellos les permitiera volver a la lectura y fortalecer sus hábitos de lectura en los ámbitos escolares y extra escolares”.


“Ayer fundamos la Biblioteca Popular nº30, en honor a Bati, en su escuela primaria, para los compañeros de escuela de Bati de hoy y también para los que van a venir en futuras generaciones”, anunció Ignacio Irigoyen. “Llevamos los libros de la biblioteca futbolera de Adriana Batistuta que, bueno, a partir de ayer a la tarde ya empezó a funcionar”, añadió.
La respuesta superó las expectativas. Según narró Irigoyen a LT10, “los chicos estaban muy contentos, fue impresionante la recepción que le hicieron, hicieron las maestras un trabajo muy bueno junto con la directora, porque le fueron contando dos meses antes quién había sido el Bati para nuestra generación, lo que había significado y todo lo que había hecho, desde la parte deportiva”. “No nos olvidemos que al Bati lo vieron allá en la ciudad de Florencia, declarándolo ciudadano ilustre, hay pocos casos de jugadores argentinos que hayan hecho eso en Europa y que haya pasado una cosa así”, destacó. Además, aseguró que “Bati estaba muy contento, los chicos le hacían preguntas, él iba respondiendo, e sintió muy relajado y prometió, también, que iba a ir volviendo de a poco para firmar todas las camisetas que los 350 chicos habían llevado para que le firmara, que por una cuestión de horarios los chicos tenían que irse, porque los micros los venían a buscar, y…bueno, quedó vinculado con la Directora para hacer eso con los chicos allá”.

Bibliotecas futboleras
Ignacio Irigoyen explicó que “la idea surgió hace dos años”, a partir de una iniciativa que pretendía trabajar con los ejes de la lectura y los valores, transmitidos “su compañero de escuela, como jugador, como deportista y como ser humano, como el esfuerzo, el sacrificio, el compañerismo, la disciplina, la perseverancia”, en este caso, el ex alumno Gabriel Batistuta.
Sin embargo, tuvieron una repercusión inesperada: “en un momento determinado nos contacta el Gobierno de la provincia de Santa Fe, a través del Ministerio de Educación, y nos propone que elijamos ocho jugadores para que se les pueda hacer un homenaje, también, bajo el mismo esquema, que tenía que ver, también, con la región donde estaban ubicadas cada una de sus escuelas primarias”, adelantó Irigoyen. El trabajo recién comienza….

Comentarios