El aceite de oliva nos ayuda a mantener la línea, ya que tiene propiedades que facilitan la transformación de los alimentos, e impiden la absorción de grasas y azúcares nocivos.

Ya conoces el aceite de oliva y habrás escuchado hablar sobre sus notables cualidades para la salud. Pero ahora vas a agregar a ese conocimiento el saber que el aceite de oliva es un estupendo ingrediente para algunos tratamientos de belleza, y por ello queremos ofrecerte cinco trucos de belleza con el “oro líquido” como protagonista.

Ya sabes que lo natural  siempre es más saludable y, además, te ayuda a estar radiante y a bajo costo. Mejor imposible. ¿No crees?

  1. Aceite de oliva para mantener la figura

Ya sabemos que este aceite es parte de la famosa dieta mediterránea, pero ahora sabemos que, además de reducir las probabilidades de sufrir algunos problemas de salud, es perfecto para nuestra figura.

Si agregas a tu dieta la costumbre de tomar diariamente una cucharada de aceite de oliva en ayunas, pierdes peso y además te mantienes en el mismo. El aceite de oliva tiene propiedades que facilitan la transformación de los alimentos, impidiendo la absorción de grasas y azúcares nocivos.

  1. Aceite de oliva para un cabello brillante y saludable

Uno de los mayores problemas del cabello es la sequedad, que provoca que se rompa y en algunos casos que se caiga. Para evitar que el cabello se reseque, usa una mascarilla semanal con aceite de oliva, aplicada generosamente sobre él.

Si además colocas sobre la cabeza toalla ligeramente caliente, agregarás humectación al cabello, lo que traduce en brillo y salud. Deja la toalla hasta que se enfríe y no laves el pelo hasta el otro día, tu cabello se verá radiante.

  1. Aceite de oliva para un cutis perfecto

Cuando disfrutas de los beneficios de la cosmética quizá te preguntas cómo mantenían en la Antigüedad su cutis mujeres que nos han llegado como referencia de belleza. Sencillo, hace siglos las mujeres ya aprovechaban las cualidades del aceite de oliva, aplicando en el cutis como si fuera una crema y dejando que lo absorbiera.

No hace falta mucha cantidad, basta con una gotita, y tu piel te lo agradecerá. La piel reseca se verá bendecida con su humectación.

  1. Aceite de oliva para una piel suave

Tal vez hayas notado que la depilación, la exposición al sol y demás provocan una piel reseca y sin luminosidad que algunas cremas no logran aligerar. Exfoliar la piel de codos y rodillas es una regla que debes mantener siempre, pero si al final de la exfoliación agregas un toque de aceite de oliva, le das a una zona reseca una oportunidad de lucir suave al máximo.

  1. Aceite de oliva como desmaquillante

Y claro, ya puestas al tema, podemos ingeniarnos para sacarle provecho a este magnífico aceite, cuando al final del día de desmaquillas, y te lavas el rostro. Nada como usar el aceite de oliva como desmaquillante, limpia y además nutre, dejando la piel tersa y suave.

Te van a sorprender los resultados de estos trucos, pero hay que ser constante. Lo mejor solo funciona si te ocupas de lo que te concierne, ser constante en el uso.

FuenteMejor con Salud
Compartir

Comentarios