La repartición dependiente del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos interviene en una causa que tiene como imputado a un reconocido abogado, en el departamento General Obligado.


La Cámara de Apelaciones en lo Penal de la Ciudad de Reconquista, integrada por los jueces Jorge Alberto Andrés, Fabio Eduardo Mudry y Fernando Marcelo Gentili Berzano revocó una sentencia de primera instancia dictada por el juez Ireneo Berzano, y dispuso la detención de Vouilloz, haciendo lugar al pedido del fiscal Norberto Ríos y de la abogada querellante del Centro de Asistencia Judicial, María Laura Tallier.
El hombre, quien pese a haber sido condenado en primera y segunda instancia por tentativa de homicidio se encontraba en libertad, finalmente fue detenido a partir de una pedido de la querella, a cargo del Centro de Asistencia Judicial de Reconquista, y del fiscal Rios. El pedido fue acogido favorablemente por la Cámara.
Con argumentos coincidentes tanto la querella como el fiscal plantearon que, no obstante estar pendiente de resolución los recursos extraordinarios planteados por la defensa de Vouilloz, correspondía dictaminar la prisión preventiva. Para fundamentar su petición, argumentaron que existían serias posibilidad de que Vouilloz se evada de la Justicia, es decir se fugue, ello ante la inminente posibilidad de que se confirme su pena por haberse agotado todos los recursos ordinarios.
Mariano Vouilloz fue juzgado por el delito cometido contra su ex pareja, calificado como tentativa de homicidio agravada doblemente por el vínculo, ya que existía una relación de pareja y por violencia de género, en concurso real con amenaza y violación de domicilio. El hecho ocurrió en el mes de enero de 2016 cuando la víctima, tras recibir amenazas, sufrió una brutal golpiza durante más de 40 minutos en su vivienda en Villa Ocampo y debió ser internada con graves heridas.
El director de los Centros de Asistencia Judicial, Fernando Sirk Marezca, celebró la decisión del tribunal que culminó con la prisión preventiva de Vouilloz: “Estamos muy contentos con el trabajo realizado por los profesionales del CAJ, sabemos que la decisión de la Cámara es un alivio para la víctima. Ahora resta que se agoten las instancias recursivas para que Vouilloz comience a cumplir su condena, pero sabemos que si eso sucede ya no existirá peligro de fuga”.
“En un contexto en el cual los hechos de violencia contra la mujer crecen día a día, lograr una condena en este caso, que generó una gran conmoción en la localidad santafesina de Villa Ocampo, demuestra el compromiso del ejecutivo provincial para con la lucha contra la violencia de genero”, sentenció Sirk.