Una vez más, la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la UNL, se manifiesta en contra de las normas que regulan el sistema de selección de jueces, fiscales y defensores provinciales. Esto es a raíz de la exclusión de una aspirante que obtuvo el mejor promedio para ocupar el cargo de jueza en un concurso.

Luego de que ayer –miércoles 13 de diciembre– se tratara y aprobara en su Consejo Directivo, la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales (FCJS) de la UNL presentó una declaración pública en donde vuelve a manifestar su disconformidad con las modificaciones introducidas por el ejecutivo provincial al sistema de selección de magistrados en Santa Fe, a través del decreto 854/16.

Oportunamente, en junio de 2016 el Consejo Directivo de la FCJS había expresado su preocupación al respecto a través de un comunicado; y luego, en abril de este año se envió desde la Facultad una carta dirigida al gobernador Miguel Lifschitz, con el fin de solicitar que se convoque a “una reunión en la que participen todos los estamentos involucrados en el quehacer de la Justicia de nuestra provincia” con el propósito de que sea revisado el mencionado decreto, que instrumenta el sistema de selección de magistrados.

Ayer, y a partir de que sea de público conocimiento la exclusión de una aspirante que ocupaba el primer lugar en el orden de mérito para cubrir una de las cinco vacantes para cargos de jueces de primera instancia, la FCJS elaboró una declaración en donde vuelve a poner de manifiesto la gravedad de los cambios introducidos en 2016.

La razón del tiempo

Bajo el título ‘La Razón del tiempo’, el Consejo Directivo de la FCJS-UNL aprobó una nueva declaración en donde se hace hincapié en el “retroceso institucional y la puesta en riesgo de los valores republicanos y democráticos implicados en el sistema de selección de jueces”, a partir de la implementación del decreto 854/16.

Sosteniendo que “lamentablemente, el tiempo y los hechos nos han dado la razón”, en el texto del documento presentado, la FCJS remarca que “el señor Gobernador de la Provincia, al enviar a la Honorable Legislatura los pliegos para cubrir cinco (5) vacantes definitivas de cargos de Jueces de Primera Instancia de Distrito Civil y Comercial de Santa Fe -Circunscripción Nº 1-, ha soslayado en forma abierta la propuesta del Cuerpo Evaluador designado por el Consejo de la Magistratura, excluyendo en forma sorpresiva e inmotivada al aspirante que ocupaba el primer lugar en el orden de mérito”.

“Dejar de lado al aspirante que ha ocupado el primer lugar en el orden de mérito, sin expresar cuáles son las razones que justifican tal decisión implica, lisa y llanamente, el ejercicio arbitrario de una facultad discrecional, máxime si la creación del Consejo de la Magistratura ha sido sustentada por el Superior Gobierno de la Provincia en la necesidad de garantizar la transparencia, la excelencia, la celeridad, la publicidad y la participación ciudadana”, subraya el comunicado.

Por último se remarca que la FCJS “denuncia una vez más que las normas que regulan el sistema de selección de magistrados de la Provincia de Santa Fe, así como el ejercicio de ellas hace el Poder Ejecutivo, son fuentes de arbitrariedad y generan el desconcierto de la sociedad y se ve obligada a expresar: Basta de injusticias para la Justicia de nuestra invencible Provincia de Santa Fe”.