Ayer se registró un consumo de 2250 megavatios, mientras que el pico máximo se produjo en febrero de 2016 con 2392 megavatios. Esta mañana se produjo un corte en la zona de la Terminal que ya fue subsanado.

Hugo Ceré (LT10)

Mientras el corte de energía que afectó esta mañana las inmediaciones de la Terminal de Ómnibus ya fue solucionado, hay otras zonas de la ciudad que se encuentran con dificultades en el servicio de energía eléctrica habida cuenta de las altas temperaturas que se registran por estas horas en la región.

Según detalló el responsable de Relaciones Institucionales de la Empresa Provincial de la Energía (EPE), Hugo Ceré, “en la zona de la Terminal a las 8.45 se normalizó el cable que estaba fuera de servicio. Es un cable que va desde Suipacha y Belgrano hasta Alem y Belgrano. Lo que nos queda son cuatro subestaciones transformadoras en Candioti Sur, donde se está trabajando para normalizar en los próximos minutos”, precisó en relación con el suministro de media tensión. Por lo demás, se registran problemas en barrio Yapeyú donde salió un cable distribuidor.

En cuanto a la red domiciliaria, el vocero de la EPE sostuvo que hay 10 trabajos pendientes.

A propósito del mayor consumo derivado de las altas temperaturas, “cuando las mínimas están por arriba de los 24 grados no hay posibilidad de que las instalaciones tengan respiro y se comienza a acumular el tema de la temperatura. Ayer la provincia tuvo un consumo de 2250 megavatios, muy cerca del récord histórico y eso pronostica que las 66 estaciones transformadoras, los 50 mil kilómetros de línea, los más de 20 mil centros de distribución tienen que funcionar perfectamente para que todos los usuarios de la EPE puedan contar la provisión normal de electricidad”, planteó.

En cuanto al récord histórico, Ceré aseveró que data de febrero de 2016 con 2392 megavatios. “Ya tenemos más de 130 megavatios más de demanda que el día de ayer”.