Mario Figueroa reasumió como titular del juzgado. “La investigación sigue como está”, aseguró.

El caso de Nahir Galarza (19), la joven que asesinó a Fernando Pastorizzo (20) de varios disparos el 29 de diciembre, ya no tiene a Guillermo Biré como juez de la causa. Ayer reasumió en su puesto el titular del juzgado de Garantías y Transición N°1 de Gualeguaychú, Mario Andrés Figueroa (36), quien se encontraba de vacaciones por la feria judicial.

En una breve charla con Clarín en las puertas de Tribunales de la ciudad entrerriana, Figueroa aseguró que la investigación “sigue como está” y que por ahora no piensa realizar “grandes cambios”.

 

También explicó que hoy se realiza una audiencia de revisión donde se verán los principales puntos de la investigación del caso y en la que recibirá a los abogados de las partes. Descartó, además, que por ahora se incluya la figura de violencia de género en la causa, tal como pide la defensa de Nahir. “Eso será planteado y observado oportunamente en una audiencia de remisión”.

Figueroa, que asumió la titularidad de ese juzgado en el 2014, tampoco pudo dar precisiones sobre qué pasará cuando se cumplan los 30 días de prisión preventiva de Nahir, el 4 de febrero. Esto es importante porque, según el juez anterior, pasado ese plazo la joven podía ser trasladada a la cárcel de mujeres de Paraná. “Vamos a ver qué pasa. Aún no hay nada decidido”, detalló el nuevo magistrado.

 

Cuando se le preguntó sobre el pedido de reclusión domiciliaria, que era otro de los planteos de los abogados de la familia Galarza, Figueroa se negó a contestar: “No puedo adelantarte eso ahora”.

Por otro lado, el juez contó que el martes pasado fue a visitar a Nahir. “Tuvimos un diálogo corto. Está bien. Está siendo asistida por sus abogados y contenida por su familia. Está tranquila”, respondió al ser consultado sobre cómo la encontró.

También se refirió al vocero de la familia Galarza, Jorge Zonzini, y, como su antecesor, consideró que el manager mediático “es una persona totalmente ajena a la causa, no es letrada”, y cerró así la posibilidad de que acceda al expediente de la investigación.