La actriz, ferviente militante de los derechos de la mujer, explicó cómo cría a sus chicos para combatir ciertos estereotipos.

Según Penélope Cruz (43), casi todos los cuentos infantiles clásicos demuestran machismo. Por eso, la actriz ha tomado una decisión con sus hijos (Leo, de 7 años, y Luna, de 5). Y lo contó en una entrevista a la revista Porter Edit: cuando lee, cambia los finales.

“Los cuentos de hadas son las primeras historias que los hijos escuchan de boca de sus padres. Cuando leo cuentos de hadas a mis hijos por la noche, siempre estoy cambiando los finales, siempre, siempre, siempre, siempre. Que le jodan a Cenicienta, a la Bella Durmiente y a todas las demás”, contó.

“Hay mucho machismo en esas historias y eso puede tener un efecto en la forma en que los niños ven el mundo. Si no tienes cuidado, empiezan a pensar: ‘Ah, entonces los hombres deciden todo'”, explica.

En los relatos cambiados de Cruz a sus niños, sus heroínas rechazan propuestas de casamiento o son ellas quienes las hacen. Y puso un ejemplo: “En mi versión de Cenicienta, cuando el príncipe dice: ‘¿Quieres casarte?’, ella responde: ‘No, gracias’, porque no quiero ser una princesa. Quiero ser astronauta o chef “.

Fuera del ámbito familiar, la actriz también es una ferviente defensora de los movimientos a favor de las mujeres y se pronuncia fuertemente contra el abuso y acoso sexual. “Tienen que cambiar las reglas de nuestra industria y todas las demás industrias en las que las mujeres están siendo reprimidas de muchas maneras diferentes. No puede ser algo que esté ahí para llenar las noticias durante unos meses antes de pasar a otra cosa”, destacó.

En Hollywood, asegura, la brecha entre hombres y mujeres es enorme, no sólo en cuestiones salariales. “Desde los 25 años los periodistas me han estado preguntando si tengo miedo a envejecer. Es una locura de pregunta y siempre me negué a responder. Nunca le harían esta pregunta a un hombre”, dijo. “La mujer que te diga que nunca ha sentido discriminación, miente”.

Cruz se sumó a las campañas que se propiciaron desde los Estados Unidos como #MeToo y Time’sUp que buscan terminar con esta problemática.

“En el movimiento #MeToo estamos todos, hombres y mujeres, porque todos sentimos esa rabia hacia la injusticia. La iniciativa Time’s Up es maravillosa: yo he donado, porque creo que va a marcar la diferencia. Llevan 17 millones de dólares recaudados por todo el mundo, y es un apoyo no a la industria del cine, sino a cualquier industria, y a hombres y mujeres -me gusta recalcar esto- que hayan sufrido acosos sexuales o abusos de poder, y que necesitan defensa y protección”, declaró la actriz. “Para eso hemos creado este fondo”.

La española, que protagoniza la miniserie “American Crime Story: el asesinato de Versace”, escribió una emocionante carta de apoyo a Salma Hayek, quien se animó a hablar de acoso.

“Te quiero, mi bella amiga, pero ¿por qué tantas de nosotras, las artistas, tenemos que ir a la guerra para poder contar nuestras historias si tenemos tanto que ofrecer?”, se preguntó en voz alta Penélope, en Instagram.

Hasta que no haya igualdad en nuestra industria, con hombres y mujeres que tengan el mismo valor en todos los aspectos, nuestra comunidad seguirá siendo un terreno fértil para estos depredadores”, denunció Cruz.