Se trata de un hombre mayor de edad que fue detenido la semana pasada en Recreo. Se busca a un menor que habría disparado contra la víctima el pasado 19 de enero en barrio Escalante.

Andrés Marchi (LT10)

Este martes tuvo lugar la audiencia de medida cautelar en el marco de la investigación por el crimen de Augusto Paulón, ocurrido en barrio Escalante el pasado 19 de enero. El miércoles pasado fue detenido en Recreo un hombre implicado en el homicidio.

En ese contexto, se dictó la prisión preventiva para ese sujeto –el único detenido– de unos 18 años, que fue imputado la semana anterior por homicidio doblemente calificado por el empleo de un arma de fuego y la intervención de un menor de edad en carácter de partícipe necesario.

Al respecto, se pronunció el fiscal Andrés Marchi. “Esta fiscalía había atribuido a una persona mayor de edad haber tenido una participación necesaria en el hecho trágico que perdió la vida Augusto Paulón. Se le había atribuido la figura de partícipe necesario dado que esta persona lo había trasladado al lugar del hecho, aguardado y luego retirado del lugar”, esgrimió en contacto con los medios.

De ese modo, se dispuso la prisión preventiva para el imputado, mientras continúa la búsqueda del menor quien sería el presunto asesino de Paulón.

Según informó el Ministerio Público de la Acusación (MPA), el homicidio de Paulón fue cometido alrededor de las 4 de la madrugada del viernes 19 de enero de este año. “El imputado condujo una moto en la que transportó al autor del homicidio hasta la plazoleta en la que estaba Paulón, ubicada en calle Quintana y Pasaje Lassaga”, informó Marchi. “Mientras se cometía el delito, el imputado aguardó al autor en inmediaciones de la plazoleta, para luego escapar a bordo de la moto en la que habían llegado”, agregó.

Marchi sostuvo que “el imputado prestó deliberada e intencionalmente un auxilio sin el cual, el autor del homicidio, no hubiera podido realizar su accionar”.

Además, el fiscal del MPA recordó que “la víctima estaba junto a un grupo de amigos cuando fue atacado. Recibió un disparo de arma de fuego en la cabeza, motivo por el cual fue trasladado al hospital José María Cullen, donde finalmente murió el martes 20 de marzo”.

Consultado acerca de otros detalles de la investigación, Marchi manifestó su intención “de ser cauto, a raíz de que en la investigación del caso también interviene la Justicia de Menores”.