La medida cautelar fue solicitada por la fiscal Rosana Marcolín y resuelta por el juez Octavio Silva. El imputado tiene 24 años y sus iniciales son LML.

Un joven de 24 años cuyas iniciales son LML quedó en prisión preventiva en el marco de una investigación que encabeza la fiscal Rosana Marcolín por un robo ocurrido en San Javier. Así lo resolvió el juez de la Investigación Penal Preparatoria (IPP), Octavio Silva, a partir del pedido formulado por la funcionaria del MPA en una audiencia de medidas cautelares celebrada ayer en los tribunales de la ciudad de Santa Fe.

El pasado martes, LML fue imputado por Marcolín como autor de los delitos de robo calificado (por fractura de puerta de lugar habitado).

El delito que investiga la fiscal del MPA fue cometido el domingo 13 de mayo en las primeras horas de la mañana. “El imputado ingresó a una cabaña de alquiler turístico en la zona de playas de San Javier. Para entrar al inmueble, rompió una puerta de acceso”, relató Marcolín en la audiencia.

“Las víctimas estaban durmiendo cuando LML las sorprendió y las amenazó para sustraerles sus pertenencias. Simuló tener un arma en la cintura para amedrentarlas y les sustrajo un celular, un bolso con ropa, dinero en efectivo y las llaves de un vehículo automotor”, concluyó la fiscal.