En el año la tasa acumula ya una suba de 16%. La meta con el FMI establece un límite de 32%.

El nivel general del índice de precios al consumidor (IPC) tuvo en junio una variación de 3,7% respecto del mes anterior. Así, el indicador acumula una suba de 16% en lo que va del año y 29,5% interanual.

El dato mensual se mantuvo en línea con las estimaciones de los economistas, para el mismo lapso, que osciló entre 3,5% y 4%. Se espera que la presión inflacionaria sea menor en julio, debido al fuerte aumento que hubo en los precios mayoristas del mes pasado.

En junio, tal como era previsible por la devaluación durante ese mes y el aumento de las tarifas del transporte, las subas más pronunciadas se vieron en los alimentos (5,2%) y (5,9%) que treparon por encima del nivel general: 3,7%.

Para julio los economistas esperan una inflación más baja. El estudio Eco Go estima 2,5%, Elypsis entre 2,5% y 3%, Ecolatina 3%. Ambas consultoras calculan que el IPC del año rondará el 30%, por debajo del límite que el Gobierno se comprometió alcanzar con el FMI (32%).

Este martes se dio a conocer también la inflación de junio para la Ciudad: dio 3,7%. Los alimentos y el transporte fueron los rubros que más empujaron el alza de los precios.