La movilización comienza a las 9 desde el parque Independencia y finaliza en la zona del Monumento a la Bandera, previo paso por la Intendencia y el Palacio Vasallo. Repudian el proyecto que habilita la aplicación del sistema en Rosario.

Taxistas se movilizan hoy a las 9 desde el parque Independencia hasta la zona del Monumento a la Bandera, previo paso por la Intendencia y el Palacio Vasallo. Tanto titulares como peones repudian el potencial desembarco de Uber en Rosario por lo que expresarán su disconformidad a través de esta medida.

El ingreso de un proyecto al Concejo para habilitar aplicaciones como Uber en Rosario puso en alerta a gremios y legisladores. Ayer, se desarrolló una reunión entre dirigentes del peronismo y referentes de asociaciones de taxistas para analizar el tema. Al encuentro también asistieron integrantes del Sindicato de Cadetes que denunciaron una “uberización de relaciones laborales en el rubro” ante el arribo de aplicaciones que “se presentan como colaborativas cuando en realidad esconden relaciones de dependencia precarizadas”.

Presente en la reunión, el concejal rosarino Eduardo Toniolli, aseguró que se intenta avanzar con una “uberización de la economía” que en realidad es “una reforma laboral encubierta”.

Para Toniolli “Uber se presenta como una app que relaciona a privados cuando en realidad en la Comunidad Europea un fallo del año pasado determinó que es una empresa de transporte”.

“Si la firma quiere venir a Rosario bienvenida sea, pero que se adapte a los marcos vigentes para el transporte local”, opinó el concejal Toniolli y recordó el caso de Cabify que funciona en la ciudad como una agencia de remises, con la normativa de ese rubro.

Por otra parte, consultado sobre el avance de las aplicaciones de delivery en la ciudad, el edil dijo que desde el año pasado se debate en comisiones un proyecto de su autoría para regular la Cadetería, rubro que no figura en el régimen local de habilitaciones.

Toniolli explicó que existe una ordenanza que establece las exigencias para la prestación de cadetería y mensajería, las características de los vehículos, pero no establece criterios para el funcionamiento de las empresas. Por eso, reclamó el avance del debate en el Concejo.

Por su parte, más temprano, la intendenta Mónica Fein previno contra la llegada de Uber pero anticipó un proyecto para incorporar la tecnología de esa aplicación en los taxis en circulación. “La tecnología debe ser incorporada y la semana que viene vamos a hacer una propuesta para incorporar la tecnología que tiene Uber en el mundo”, dijo en contacto con la prensa en Mitre y Pasco, cuando presentaba un programa de reparación de veredas.

Pero inmediatamente advirtió: “Cuidado con la precarización laboral”. En tal sentido, sostuvo que se busca una propuesta que incorpore las facilidades que ofrece la aplicación y que se garantice al mismo tiempo, “la seguridad del pasajero y el futuro del chófer”.