El joven de 22 años que fue apresado por el resonante crimen fue sometido a audiencia imputativa este viernes. Lo acusan de homicidio agravado. Usará un dispositivo electrónico. Por este caso ya fue detenido Adrián “Cable” Solís

Este viernes, a las 11, en sala de la Oficina de Gestión Judicial del Centro de Justicia Penal se llevó adelante audiencia imputativa a Damián Oscar Chávez, de 22 años, en el marco del asesinato de Jonathan “Bam Bam” Funes, ocurrido en febrero de este año. La jueza de la causa aceptó la imputación por homicidio agravado por uso de arma de fuego y encubrimiento, y le dictó prisión domiciliaria con utilización de dispositivo electrónico y salidas laborales pro 30 días. Por este resonante caso ya fue detenido e imputado Adrián “Cable” Solís.

La imputación al joven es por los delitos de homicidio agravado por el uso de arma de fuego y por el concurso premeditado de dos o más personas. También por portación de arma de fuego de uso civil por el beneficio de la duda, encubrimiento agravado con ánimo de lucro y por tratarse de un delito grave. Y daño agravado por ser cometido en despoblado y en banda, todo en concurso real y en calidad de coautor.

El fiscal Dr. Miguel Moreno, de la Unidad de Homicidios Dolosos, le imputó al acusado el hecho ocurrido el día lunes 5 de febrero de 2018 en zona de ruta 14 y A012, cuando pasado el mediodía la víctima Jonathan “Bam Bam” Funes, de 28 años, circulaba junto a una amiga a bordo de su automóvil y fue interceptado por una camioneta Ford Eco Sport.

Los dos ocupantes de la camioneta efectuaron disparos de arma de fuego produciéndole a Funes el fallecimiento en el lugar. Luego se dieron a la fuga y posteriormente quemaron el vehículo en el cual se trasladaban.

El imputado fue aprehendido el pasado lunes 16 de julio en horas de la tarde por personal policial cuando se encontraba en un edificio comercial de calle Junín al 500 de Rosario.

La jueza de primera instancia Dra. Maria Chiabrera aceptó la calificación presentada por la fiscalía y dictó prisión domiciliaria con la utilización de un elemento electrónico y con salidas laborales por el plazo de 30 días.

La defensa del imputado estuvo a cargo del Dr. Carlos Varela.