La secretaría de Transporte de la provincia participó días atrás de una reunión para iniciar el estudio de alternativas para una nueva conexión de transporte entre las ciudades de Reconquista y Avellaneda, con el objetivo de mejorar la conectividad y transitabilidad entre dos municipios claves del nordeste provincial.

Al respecto, el subsecretario de Planificación, Javier Cantarella, expresó que “en este proceso de estudio e investigación, vamos a trabajar de manera coordinada con la Universidad Tecnológica Nacional y el grupo Científico de Estudios de Transporte, Accidentología y Movilidad (Cetram) de la UTN”.

“Empezamos a trabajar sobre las distintas alternativas de traza, mediante los informes y datos presentados por ambos municipios. Estimamos que el trabajo estará finalizado para fines de año donde se elegirá la opción más conveniente”, concluyó. El estudio incluirá encuestas y foros que permitan analizar los movimientos entre ambas ciudades para definir una nueva vinculación con carácter urbano.