La Cámara 4º Civil y Comercial de Córdoba y ordenó a la empresa Carrefour a resarcir comprador con el costo del electrodoméstico, por daño moral y daño punitivo.

Un cliente deberá ser resarcido con la suma de más de 200 mil pesos por la empresa Carrefour luego de que le vendieran una cocina que no funcionaba y no atendieran su reclamo.

El fallo fue dictado por la Cámara 4º Civil y Comercial de Córdoba y condenó a la empresa a indemnizar al consumidor con 5.008 pesos -el costo del electrodoméstico-, 9.000 pesos por daño moral y 200 mil pesos por daño punitivo.

El caso se inició en 2015 cuando el cliente adquirió la cocina en el hipermercado ubicado en avenida Colón al 4880, en la ciudad de Córdoba, y al llegar a su casa advirtió que el artefacto había sido comprado 15 días antes por otra persona y devuelta por presentar una falla de pérdida de gas.

En primera instancia, el comprador acudió a Defensa del Consumidor pero al no obtener respuestas decidió iniciar acciones judiciales contra la empresa. Finalmente, en junio de 2018 logró el fallo a su favor.

“Lo más grave que remarca el fallo es que no le advirtieron que estaba fallada. Ante el reclamo le ofrecieron una reparación. El cliente tuvo tres audiencias sin tener una solución y recién ahí acudió al estudio jurídico”, comentó el abogado del cliente, Ignacio Arrigoni.

“Lo que tiene de importancia es que con la ley de consumidor la multa es a favor del consumidor. Le da una herramienta equilibradora al mercado”, sostuvo, y agregó: “El mensaje de la Cámara es disuadir a las empresas a que no cometan estos atropellos”.