Durante la madrugada, el Senado rechazó por 38 votos a 31 el proyecto de legalización del aborto. La ley no podrá volver a tratarse este año.

Durante la madrugada, el Senado rechazó por 38 votos a 31 el proyecto de legalización del aborto.

La sesión duró alrededor de 17 horas, con la Plaza del Congreso repleta de manifestantes de una y otra posición, y se saldó a las 2:44 con 38 votos en contra de autorizar la interrupción voluntaria del embarazo y con 31 a favor (hubo 2 abstenciones y 1 ausente).

En el debate intervinieron 64 de los 72 legisladores que integran el cuerpo.

Inmediatamente luego de la votación, los senadores abandonaron el recinto sin aplausos ni festejos.