En el marco de los operativos preventivos y de control que realiza el municipio, en la última semana se registraron más de 100 remisiones vehiculares, de los cuales 42 fueron por casos de alcoholemia positiva con un registro máximo de 2.36 gramos de alcohol en sangre. Pero lo que llama la atención es que en lo que va de 2018 se labraron alrededor de 120 mil actas.

 

Entre la noche del martes 16 y el domingo 21 de octubre, agentes municipales llevaron adelante 522 operativos en los que remitieron 108 autos y motos. Además se detectó un caso de narcolemia positiva por consumo de cocaína y un conductor huyó de un operativo pero fue interceptado.

“2.36 gramos de alcohol en sangre es altísimo. Es un muchacho joven; un asesino en potencia. No podía mantener la vertical por lo que se retiró asistido por los otros ocupantes”, señaló el director general de Tránsito Gustavo Adda.

“Habla de una concentración alcohólica que deviene de bebidas destiladas o vinos espumantes. Las bebidas alcohólicas con gaseosa permiten mayor concentración directa en la sangre por cuestiones fisiológicas. La cantidad de alcohol que le incorporamos al cuerpo es la graduación que tiene la bebida cada 100 cm3”, explicó al respecto.

Por otro lado, Adda señaló que “aumentaron las infracciones por no tener la póliza de seguro” y recordó que “en Rosario está vigente una ordenanza que permite acreditarla de manera digital en formato PDF a través de aplicaciones móviles”.

En esta línea, destacó que “el 80% por ciento del personal que está en la calle puede digitalizar las actas a través de un celular” y que “la idea es que en algún momento el conductor pueda estar exento de portar documentación y acreditarla solo con su huella digital”.