El ministro de Seguridad provincial celebró la ratificación de las condenas en segunda instancia y las detenciones de policías involucrados con la banda. “Santa Fe va a ganar esta batalla, están cambiando muchas cosas”, sostuvo

 

El ministro de Seguridad Maximiliano Pullaro celebró la ratificación de las condenas a Los Monos y la detención de policías involucrados con la banda. Consideró que el gobierno tiene la firme decisión de combatir el narcotráfico y terminar con la corrupción policial.

En diálogo con el programa A Diario, Pullaro se refirió al juicio que tuvo lugar este martes en la sala 7 ubicada en el segundo piso del Centro de Justicia Penal. El lugar fue el escenario en el que se revisó lo que el tribunal determinó el pasado 9 de abril cuando se conocieron las 19 condenas y las 6 absoluciones en el marco de la causa conocida como Los Monos.

“Se terminó un largo proceso que implicó una fuerte decisión política del poder Ejecutivo y el Judicial. Muchos creían que iba a haber impunidad para esta banda y hoy están tras las rejas con condena firme”, resaltó. Luego, advirtió que desde el gobierno provincial se procedió a otorgarle a este tipo de presos –llamados de alto perfil–un régimen de reclusión diferencial: “No pueden estar en lugares comunes. Hace 4 meses que a cualquier miembro de alguna banda compleja cumple condena con un régimen diferencial sin agravar sus condiciones”, dijo.

Consultado por el periodista Alberto Lotuf sobre los jueces de primera y segunda instancia que sufrieron amenazas de distinta gravedad, resaltó: “Los jueces se han desempeñado con lealtad y patriotismo”.

Luego, retomó: “Es decisión de Santa Fe, la provincia va a ganar la batalla, con avances y retrocesos. Son grupos muy violentos acá y en toda Argentina pero nosotros llevamos adelante políticas únicas en el país”.

A continuación, se expresó en relación a la detención de 8 policías: “Estamos conformes con eso, las personas que con uniforme cometen delitos no son policías, están disfrazados, manchan el uniforme”, apuntó y recordó que ya se exoneraron a 300 policías por corrupción. “No son decisiones fáciles, pero estamos dejando una mejor Policía”, subrayó y culminó: “Algunas cosas están cambiando en el territorio santafesino”.