Dos delincuentes redujeron a un agente de un puesto de vigilancia. El Servicio Penitenciario informó que se inició un sumario administrativo.

Como si se tratara de una película de acción, se produjo un robo en el lugar menos pensado: una cárcel. El curioso episodio ocurrió en la Unidad Carcelaria número 2 del penal de Sierra Chica, en Olavarría, en donde al menos dos delincuentes se hicieron pasar por familiares de presos para llevarse armas del puesto de vigilancia.

Los hombres lograron escaparse del recinto perteneciente al Servicio Penitenciario Bonaerense y son buscados en la zona, luego de haber robado tres armas de fuego. El hecho se produjo cerca de las 4 de la mañana del lunes, cuando ambos se acercaron al puesto 1 del penal de máxima seguridad y preguntaron si era día de visitas de los presos, Luego, sacaron un un arma y redujeron al agente.

El Servicio Penitenciario informó que se inició un sumario administrativo y remarcó que ante este hecho se reforzaron las medidas de seguridad en las tres Unidades Penales de Sierra Chica. Asimismo, el área de Asuntos Internos del Ministerio de Justicia bonaerense comenzó otro expediente para determinar las responsabilidades del personal y sus jefes.

Una vez ocurrido el robo, llegó al lugar toda la cúpula policial local y el titular de la Ayudantía de Delitos Carcelarios, Lucas Moyano. Acto seguido, se ordenaron rastrillajes en inmediaciones de las Unidades 2 y 27 de Sierra Chica, y luego se llevó a cabo un operativo cerrojo en el barrio Municipal de esa zona bonaerense para intentar dar con las armas robadas.

Falsos operarios de una empresa de gas le robaron y le pegaron a un jubilado en Castelar
Del operativo participaron agentes del Servicio Penitenciario Bonaerense, personal policial de todas las dependencias, Policía Científica, DDI, Defensa Civil y Bomberos.

Durante el procedimiento las fuerzas encontraron un handy, un porta cargador y un cuchillo, elementos que se sospecha que fueron usados por los asaltantes y descartados en el camino.