El empresario enfrentado con miembros de la banda rosarina está bajo la mira de la Justicia federal de Santa Fe.

Hace poco más de un año, su declaración en el juicio a “Los Monos” lo expuso a nivel mediático cuando todavía no había investigaciones avanzadas que lo vincularan con el tráfico de drogas. Este lunes, en medio de la repercusión por los atentados contra el Poder Judicial, la Policía Federal detuvo en pleno centro rosarino a Luis Alberto Paz, el ex suegro de uno de los líderes de la banda narco rosarina.

Fuentes del Ministerio de Seguridad de la Nación confirmaron que el procedimiento fue parte de una serie de allanamientos solicitados por la Justicia federal de la ciudad de Santa Fe para investigar no sólo la venta de estupefacientes sino también el lavado de activos. En principio, la pesquisa está vinculada con una causa previa que derivó en el arresto del hijastro del empresario, Emanuel “Enano” González.

El hombre vinculado al transporte y con incursiones como manager en el mundo del boxeo fue identificado en San Martín al 500 y es uno entre al menos seis detenidos al cabo de un despliegue que abarcó la ciudad capital y la provincia de Entre Ríos. Conocido como el padre de Martín “Fantasma” Paz, quien era cuñado de uno de los líderes de “Los Monos”, el sospechoso compareció a principios de diciembre de 2017 en el megajuicio a la banda y sostuvo que a su hijo lo mataron porque le debían dinero.

Meses antes, Paz quedó al margen del final de otra causa en la que declararon inocentes a los presuntos autores del crimen de Claudio Ariel Cantero, acribillado el 26 de mayo de 2013 en Villa Gobernador Gálvez. En la audiencia que se llevó a cabo en el Centro de Justicia Penal, la madre de los hijos del “Pájaro” lo tildó de “asesino” en concordancia con las sospechas de la familia sobre un crimen instigado por el padre de Mercedes, su última pareja.

Si bien la detención lo pone en la mira formalmente por primera vez como un jugador de peso en la venta de drogas, la Justicia federal ya había iniciado otras causas referidas al incremento de su patrimonio a través de sociedades a nombre de sus familiares​ y la compra de propiedades en el country Los Molinos, cerca de la ciudad de Santa Fe.