El año próximo los recursos corrientes ascenderán a 267 mil millones de pesos, un 49% más que el presupuesto 2018. Los gastos corrientes crecerán un 44,9%, es decir 4 puntos porcentuales por debajo, permitiendo un ahorro económico de 32.483 millones de pesos.

La Cámara de Diputados aprobó el Presupuesto 2019 de la Provincia de Santa Fe. Al aceptar el Senado la modificación de un artículo hecho por la Cámara Baja, el mensaje del ejecutivo se convirtió en Ley.

El presupuesto leyes prevé un incremento del 49% en los recursos corrientes y un aumento del 44% de los gastos, lo que permite un ahorro de cercano a 32.500 millones de pesos, que se destinarán a inversión pública. ‘La provincia tiene sus cuentas en orden y eso nos permite mantener el nivel de obra pública, que fue récord en 2018‘, remarcó el diputado Joaquín Blanco.

Del total de los recursos con los que contará la provincia para el próximo año, un 41% se destinará a Educación y Seguridad y casi un 11% a Salud. Además, los fondos destinados a políticas de género crecerán en un 57% y la Agencia de Prevención de Consumo de Drogas y Tratamiento Integral de las Adicciones en un 60%.

Los municipios y comunas también se verán beneficiados con este nuevo presupuesto ya que se aumentan los fondos coparticipables en un 54% y se destinarán más de 6 mil millones a la inversión en pavimentos urbanos, 1.400 millones al fondo de obras menores y otros 800 al programa Equipar Santa Fe. ‘Pese a la decisión del gobierno Nacional de terminar con el Fondo Federal Solidario, que se destinaba directamente a municipios y comunas, la provincia garantiza los recursos para que sigan haciendo obras que le transforman la vida a los ciudadanos‘, sostuvo el legislador.

Otro de los puntos a destacar del Presupuesto 2019 es la baja de los impuestos a los que la provincia se comprometió en el consenso fiscal. ‘Se prevén reducciones de las alícuotas del impuesto a los Ingresos Brutos y Sellos. De esta forma, Santa Fe se posiciona entre las dos provincias con menor presión tributaria del país‘, explicó Blanco.

También se aprobó la autorización para adquirir financiamiento externo que se invertirá en proyectos de inversión en infraestructura provincial. ‘Cabe destacar que Santa Fe accede a estos créditos por tener sus cuentas ordenadas y un bajo nivel de endeudamiento, algo que no sucede a nivel nacional donde se prevé que en 2019 la deuda contraída representará un 87% del PBI”, sostuvo.

“Con este presupuesto demostramos que hay otra manera de pensar la economía y la administración de los recursos públicos, mucho más inclusiva y con una idea clara de desarrollo y crecimiento de la economía santafesina con una posición firme en defensa de los sectores productivos”, concluyó.

EXPLICACIÓN OFICIAL

Cuando el gobierno provincial presentó el proyecto antes de ser enviado a la Legislatura, el ministro de Economía, Gonzalo Saglione, explicó oportunamente que de los números globales del proyecto de Presupuesto se elaboró siguiendo las pautas del nacional: Caída del 0,5% del PBI; aumento del 34,8% del nivel de precios implícito y un dólar de 40,10 pesos.

La estimación es una suba del 49% de los recursos corrientes; del 44,9% de gastos corrientes “y un ahorro económico de 32.483.504.000 pesos los que nos permitirá sostener el gasto de capital con crecimiento nominal del 45%. El gasto de capital crece levemente por encima del gasto corriente”, afirmó.

La asignación de recursos la lideran las partidas de Educación y de Seguridad llevando ambas en total el 41,11% seguidas por Salud y Desarrollo Social.

Aclaró el ministro que la proyección de recursos no incluye pagos del gobierno nacional por el fallo de la Corte “por prudencia fiscal” pero si incluye los aportes de Anses por el déficit de la Caja de Jubilaciones estipulado por la ley 27.260 y cuyas partidas se encuentran en la ley nacional. También contempla los recursos con las reformas tributarias propuestas.

El otro aspecto que destacó Saglione es que se pide autorización para lograr un financiamiento del 100 millones de euros de la Agencia Francesa de Desarrollo y también por 70 millones de dólares de subpréstamos con el Ministerio del Interior. Se trata de líneas de créditos que tiene asignadas la Argentina del BID, Banco Mundial o CAF y que no puede tomar el gobierno central por el acuerdo con el FMI y ofrece que puedan hacerlo las provincias. También pide autorización para la toma de 800 millones de pesos para ampliar el programa Equipar Santa Fe.

Por último Saglione explicó que -a diferencia de Nación que recortar partidas a provincias- la coparticipación a municipios y comunas subirá un 54,1%; prevén 1.390 millones para Obras Menores y 6.015 millones para pavimentos urbanos.

LOS IMPUESTOS

El proyecto enviado a Senado no contempla cambios en Patente Automotor que seguirá rigiéndose con los valores fijados por AFIP para los vehículos y las mismas escalas.

* Ingresos Brutos: disminución de alícuota del 2 al 1,5% para industria; exención para productores agrarios locales y reducción de alícuota a los de otras provincias del 1 al 0,75%. En comercio y servicios se mantienen las alícuotas y sigue el Régimen Simplificado. En Construcción habrá exención para créditos hipotecarios si trasladan al precio. Además propone exención para industria tecnológica y de software y reducciones para transporte de cargas y pasajeros, distribución de energía, gas y agua, comunicaciones, hoteles y restaurantes, servicios sociales y de salud.

* Sellos: reducción de alícuota general del 1,2% al 0,75% y suba del 25% del módulo tributario.

* Impuesto Inmobiliario Rural: El 56% de las partidas con aumento nominal del 26%; 8% de partidas con subas del 31,6 % y 36% de partidas con aumento del 40% por deudas anteriores. El aumento promedio, por hectárea, fue estimado en 74 pesos anuales.

* Impuesto Inmobiliario Urbano: Aumento promedio del 27,8%. Se explicó que el 44% de las partidas tendrán un aumento inferior a 17 pesos mensuales y el 31% con aumentos entre 17 y 42 pesos mensuales.