La habían secuestrado cuando era adolescente. La encontraron en la localidad de Bermejo, limítrofe de Salta, con su hijo de nueve. Ambos ya fueron trasladados a Buenos Aires.

Después de 32 años, una mujer argentina que había sido secuestrada y explotada sexualmente por una red de trata de personas fue rescatada en Bolivia. La víctima, oriunda de Mar del Plata, fue trasladada hasta esa ciudad balnearia junto con su hijo de nueve años.

La Gendarmería argentina informó este martes que en 2014 habían recibido una orden judicial para revisar el caso y recién en los primeros meses de este año pudieron confirmar que ella estaba en la localidad de Bermejo, que limita con la provincia de Salta.

La mujer, que hoy tiene 45 años, había sido secuestrada y llevada hasta el país vecino cuando era adolescente. Desde entonces, estuvo en Bolivia, en donde tuvo a su hijo.

El operativo de rescate estuvo coordinado con la Fuerza Especial de Lucha contra el Crimen de la Policía boliviana, quienes fueron los encargados de dar con el paradero de la víctima.

Ya a salvo, tanto la mujer como su hijo quedaron a disposición de la Oficina de Rescate y Asistencia a las Víctimas del Delito de Trata de Personas de la ciudad de Salta y, finalmente, viajaron hasta Mar del Plata, en donde se reencontraron con su familia.