Diario británico asegura que el piloto que llevaba a Sala no tenía licencia y trabajaba de plomero y DJ. 

Qué pasó. De a poco se van conociendo detalles del piloto que manejaba el avión que trasladaba al futbolista Emiliano Sala. Esta vez fue el diario británico The Sun el que reveló un dato inquietante y que las autoridades buscan corroborar: el piloto David Ibboston tenía una licencia privada para transportar pasajeros pero no contaba con una cédula comercial.

Además, según el periódico, Ibboston estaba endeudado por lo que trabajaba como DJ y plomero para poder pagar las horas de vuelo. “Siempre pensé que era mejor plomero que piloto”, dijo un amigo de Ibbotson.

La misma persona aseguró que el piloto tenía miles de horas de vuelo, pero en viajes menos exigentes, como el transporte de paracaidistas a lugares de salto. En este sentido, señaló que su actividad como piloto era un trabajo de tiempo parcial para él que realizaba por “diversión”.

Quien lo contrató. Uno de los representantes del futbolista admitió que fue él quien organizó el vuelo que trasladaba a Sala desde Nantes hasta Cardiff y que se perdió cuando sobrevolaba el Canal de la Mancha entre Francia e Inglaterra.