La mitad será en Alcaidía y la otra mitad en la cárcel. La enfermera también quedó arrestada preventivamente, pero menos días.


La Justicia de Concordia dictó 60 días de prisión preventiva para Daniel Ojeda, el cirujano del horror. El médico está imputado por “mala praxis” y “homicidio simple”, a raíz de la muerte de Iris Amaro, de 45 años y oriunda de Uruguay, que falleció luego de haberse realizado una liposucción en su clínica clandestina de calle Entre Ríos. Hay además otras dos denuncias radicadas y personas que se han presentado como víctimas.

Si bien había trascendido que la Fiscalía pediría 90 días de prisión, finalmente serán 30 días en la Alcaidía de Tribunales y 30 en la cárcel de Concordia. Por su parte Juan José Buktenica,abogado defensor del médico, no logró que su cliente quedara en libertad, tal cual era su expectativa.

Por su parte Romina Durais, la enfermera detenida en las últimas horas, y que trabajaba con Ojeda en su centro ilegal, estará 30 días detenida en la Comisaría de la Mujer.