Se invertirán más de 6,5 millones para la realización de obras que mejorarán el servicio eléctrico.

El directorio de la Empresa Provincial de la Energía (EPE) firmó este miércoles la adjudicación de los trabajos para la realización de obras de electrificación en el barrio Los Hornos de Santo Tomé, con una inversión de $ 6.504.185, en el marco del programa Luz Segura, perteneciente al Plan Abre.

El objetivo es brindar condiciones de servicio acordes a la normativa técnica vigente, en términos de seguridad y confiabilidad, equivalentes al resto de los usuarios del sistema. El plan de normalización comercial incluye la incorporación de nuevos usuarios según el tipo de tarifa que corresponda.

El ministro de Desarrollo Social de la provincia, Jorge Alvarez, destacó: “Es importante responder a las necesidades de los vecinos y acompañar con acciones concretas que fomentan y mejoran la convivencia y la apropiación del espacio público. El acceso a la luz es imprescindible para posibilitar la inclusión social y es esencial en el marco del Plan Abre”.

En tanto, el presidente de la EPE, Maximiliano Neri, manifestó que “la planificación y ejecución de esta obra tiene el objetivo de brindar un mejor servicio eléctrico a los vecinos que habitan en el barrio Los Hornos de Santo Tomé”.

Asimismo, el subsecretario del Plan Abre, Mariano Granato, expresó: “Avanzamos con el compromiso de brindar servicios indispensables para hacer prosperar el barrio, mejorar la calidad de vida de los vecinos, y propiciar lugares para encontrarnos y compartir. Este tipo de obras son estratégicas para fortalecer las redes sociales del barrio”.

El programa de infraestructura eléctrica se desarrolla desde el año 2011 y prevé la intervención conjunta con el Ministerio de Desarrollo Social y la Secretaría de Vivienda y Hábitat en barrios del Plan Abre.

LA OBRA

Se desarrollará entre la Autovía Nacional 19 y calle General San Martín, al oeste de la autopista Rosario-Santa Fe.

Los trabajos contemplan la remodelación de 2100 metros de la red de media tensión y la construcción de dos nuevas subestaciones transformadoras aéreas de 630 KVA. Las etapas de trabajo se completarán con la remodelación y el nuevo tendido de 1360 metros de la red de baja tensión, con cable preensamblado.

Las tareas serán ejecutadas por la empresa Cooperativa de Provisión de Servicios Serviluz.