Los datos surgen al comparar los meses de enero. Además, la Unidad Regional II registró 142 casos con 146 detenciones.

 

El aumento de casos de violencia de género se refleja de manera preocupante en los llamados al 911. Los datos estadísticos del Ministerio de Seguridad indicaron que en enero de 2019 hubo casi tres veces más denuncias que dos años atrás.

Así, se registraron 2.358 llamadas contra las 669 de 2017. El ministro de Seguridad de la provincia, Maximiliano Pullaro, detalló que esa cartera “se encuentra realizando capacitaciones permanentes para que el personal policial pueda asistir de una manera más eficiente a las víctimas al momento de tomar el primer contacto en el lugar donde se haga la denuncia”. El funcionario destacó además el uso de la herramienta 911 para alertas rápidas y la resolución de casos que se tradujeron en detenciones hechas por la policía.

Pero hay más datos. En el marco de la creciente visibilización de estas situaciones y los reclamos del movimiento #NiUnaMenos, se dieron a conocer cifras recolectadas desde la Unidad Regional II y la Agencia de Investigaciones sobre Trata de Personas y Violencia Género que depende de la Policía de Investigaciones (PDI), además de los datos de la Central de Emergencias 911.

Sólo en el primer mes del año, la policía de Rosario registró más de 142 hechos de violencia contra la mujer y hubo 146 personas arrestadas que terminaron a disposición de la Justicia para que se resuelva allí su situación. Estas personas fueron señaladas por las víctimas e incluso detenidas al momento de las agresiones, en su gran mayoría físicas.

Si se miran los datos brindados por la Oficina de Control y Análisis del 911, los números resultaron muy llamativos. En enero pasado hubo un total de 2.358 llamadas ligadas a 1.817 hechos de violencia de género, seguidos por ataques de índole familiar, incumplimiento de restricciones de acercamiento y uso de los botones de pánico, en ese orden.

Además, las estadísticas dieron cuenta de que se produjeron 181 detenciones o identificaciones de los autores en el momento de los llamados.

Los datos cobran importancia si se comparan con los dos años anteriores. En 2017 hubo 669 llamados, en 2018 un total de 1016 y enero de 2019: 1.817.

En la comparación de enero a enero entre 2019 y 2018, surgió que este año la Central 911 recibió 76 por día, contra los 41 contabilizados en enero de 2018.

Todo 2018

En el caso del año anterior, en tanto, se evidenció un incremento a partir de mayo, cuando hubo 1.300 llamados. Luego, en junio se registraron 1.563, en julio 1.474 única excepción), en agosto 1.582, en septiembre y octubre más de 1.800, en noviembre un piso de 2.000 y en diciembre se superaron las 2.400 alertas. De este modo, el total anual de llamados fue de 19.583.

La directora de la Agencia de Investigaciones sobre Trata de Personas y Violencia Género, que depende de la PDI, Jorgelina Aguirre, dijo que “en el transcurso de los últimos dos años (2017 y 2018) las denuncias sobre delitos sexuales se vieron incrementadas en un 41 por ciento. En esta denominación se encuentran contemplados hechos como abusos sexuales agravados, abusos sexuales simples, exhibiciones obscenas y grooming (prácticas on line de adultos para ganarse la confianza de los menores)”, entre otras cuestiones.

Por otro lado, los hechos de violencia abordados por estas áreas en toda la provincia también demostraron un incremento en las denuncias de aproximadamente el 59 por ciento. Los avisos a la policía tuvieron relación con lesiones leves, amenazas, desobediencias a mandatos judiciales, impedimento de contacto con hijos no convivientes, coacción, violencia familiar, tentativa de homicidio, homicidio y femicidio.

Y específicamente en la región 2 Rosario, que comprende a Rosario, San Lorenzo, Villa Constitución, Casilda, Cañada de Gómez, Las Rosas, Las Parejas y Carcarañá, todas las atenciones a personas que atraviesan situaciones de violencia se vieron ampliamente superadas en la comparación 2017-2018. Así, las mayores subas se registraron en Rosario, San Lorenzo y Villa Constitución.

Comunicación inmediata

El brote de situaciones sobre violencia de género fue advertido días pasados por el propio jefe de la Unidad Regional II, Marcelo Gómez, quien sostuvo que desde el 1º de enero se registró un aumento preocupante de agresiones diarias. En este marco, pidió comunicarse de inmediato al 911 para dar intervención a las autoridades policiales. También se solicitó dejar asentada la denuncia tanto en sede policial como en cualquiera de los centros territoriales de denuncia o centros de Asistencia a la Víctima de Violencia Sexual y Familiar, comúnmente conocidos como comisaría de la mujer. Las agresiones también se pueden denunciar en la sede del Ministerio Público de la Acusación.