Jorge Salas, de 63 años, había ingresado al Cullen el fin de semana con el 60% de su cuerpo afectado por las quemaduras. Su pareja había sido imputada por intento de homicidio.
En las últimas horas murió en el Hospital Cullen un hombre que había ingresado con graves quemaduras el fin de semana desde barrio Las Flores II. La víctima fue identificada como Jorge Salas, de 63 años, quien había sufrido el ataque por parte de su pareja, una mujer de 61 años.

Según fuentes policiales, el hecho ocurrió el fin de semana en Regimiento 12 de Infantería y Estrada, y la mujer admitió que -tras una discusión- roció con alcohol y le prendió fuego. Si bien intervino el hijo del hombre, Salas sufrió quemaduras en el 60 por ciento de su cuerpo.

Tras el hecho, la mujer quedó detenida y ayer había sido imputada por tentativa de homicidio. Ahora desde fiscalía se agravará la imputación.