El basquetbolista y su padre habían sido indagados e imputados por el fiscal federal Walter Rodríguez. Actualmente, Pignata sigue prófugo.

La Justicia Federal procesó al basquetbolista Carlos Delfino y a su padre, en el marco de una causa que investiga maniobras vinculadas al lavado de activos provenientes del narcotráfico. Por el momento, ambos continuarán en libertad.

Todo se desencadenó cuando los investigadores pusieron la lupa en un allanamiento realizado en el barrio El Paso, donde la Policía Federal dio con la vivienda en la que vivía el deportista hasta 2017. Hoy pertenece al narco Vicente Pignata, quien habría adquirido la propiedad con dinero proveniente de maniobras ilícitas. Actualmente, se encuentra prófugo. Su esposa, Elizabeth Campos, y su suegro, Ramón Darío Campos, también fueron procesados en la causa. En este caso, la decisión judicial ordena además que ambos queden en prisión preventiva.

La causa
Pignata aparece imputado como responsable del lavado de activos provenientes del narcotráfico en diversas localidades de la provincia de Santa Fe y en la localidad de Bowen, provincia de Mendoza, lo que motivó que fueran allanados varios inmuebles para dar con el sospechoso, entre ellos, la vivienda que perteneció a Carlos Delfino hasta 2017.

Los investigadores creen que, con la transacción inmobiliaria, los Delfino posibilitaron que Pignata diera apariencia lícita a una maniobra irregular. El abogado defensor del basquetbolista y su padre, el Dr. Néstor Oroño, aclaró que no hubo otro contacto entre las partes más allá de la venta de la vivienda.

“Es descabellado pensar que un deportista de élite, que ha ganado dinero en los países con mayores controles fiscales y financieros del mundo, va a venir a la Argentina a realizar una maniobra delictiva para favorecer a un narcotraficante”, sostuvo el letrado en diálogo con la prensa.

Por la causa, el deportista debió viajar desde Italia (donde actualmente reside y juega) a nuestra ciudad, para estar a derecho de la Justicia. El pasado miércoles 27 de marzo se presentó en el Juzgado Federal N° 2 de Santa Fe, el mismo lugar donde ya había declarado una semana atrás su padre, acusado en la misma investigación. Al finalizar la indagatoria, el fiscal le atribuyó haber tenido participación en maniobras de lavado de activos proveniente del narcotráfico. Esta semana, la Justicia Federal procesó a ambos.