Un caso similar ocurrió en un campo esperancino.

Estos casos causan un gran asombro ya que, según afirman los profesionales, se dan una vez cada 100.000 partos. Lo habitual es que las vacas tengan un ternero.

En la zona de Franck, en el campo de Dardo Heinzen, una de sus vacas Holando tuvo cría y, lo que todos esperábamos como un acontecimiento normal, terminó siendo sorprendente: ¡¡trillizos!!

Festejando aún esta hermosa noticia, la sorpresa se duplica cuando, en el campo de Fabián Brunas (Esperanza) durante la misma, una de sus vacas dio a luz también a trillizos… ¡pero en la raza carne, algo que no se ve muy seguido‼️