Las víctimas son todas adolescentes de 13 años. Los hechos ocurrieron en Reconquista.


Son horas de profunda conmoción para la apacible comunidad de Malabrigo. Es que el comisario del lugar (Diego Tuya, de 38 años) fue detenido y acusado de cometer abusos sexuales contra niñas de 13 años.

El escándalo se propagó además hasta la ciudad de Reconquista, ciudad en la que vive el jefe policial y donde habrían acontecido los gravísimos hechos.

La investigación, encabezada por Trata de Personas de la Provincia (quienes ademas realizaron la detención) se inició hace algunos días cuando una adolescente (amiga de la hija del comisario) narró a su madre un preocupante episodio sucedido en oportunidad de haberse quedado a dormir en la casa del comisario.

En sintonía con este testimonio, otras menores también expresaron haber sido víctimas de abuso sexual, en hechos que se dieron cuando la esposa del policía no estaba en la vivienda.

A partir de entonces, se inició una pesquisa que culminó en la noche del jueves, con la detención del policía, trámite que se concretó en la ciudad de Reconquista.

Por su parte, el jefe de la U.R.IX, Fabián Forni, dispuso remover a Tuya como jefe de la Comisaría de Malabrigo. Lo pasó a disponibilidad y ordenó que vayan a sacarle la credencial de policía y el arma, lo que se concretó de inmediato.

Vale acotar que antes de hacerse cargo de la comisaría de Malabrigo, Tuya integró la Policía de Investigaciones, PDI. Ahora a cargo de la comisaría de Malabrigo quedó el subjefe.

En tanto, Tuya fue enviado a la comisaría de Avellaneda, pero a una celda en calidad de detenido. Allí suelen mantener privados de la libertad a los policías para evitar que se mezclen en la celaduría de la U.R.IX con el resto de los presos.

Las actuaciones judiciales fueron iniciadas por el scal de Reconquista, doctor Leandro Mai.