Rosario: las víctimas estaban esperando que el semáforo se pusiera en verde cuando fueron sorprendidas por el vehículo de carga.

 

Una rosarina y su hijo fueron víctimas de un llamativo choque en un acceso de la zona este de la ciudad, donde un camión de verdura aplastó el vehículo en el que viajaban. De acuerdo a los primeros testimonios, el siniestro se produjo este miércoles, cuando el chofer del primer rodado trató de evitar la colisión.

La secuencia sorprendió por la noche a los vecinos y conductores en Mendoza y Circunvalación, donde el transporte de carga volcó al llegar por la colectora al cruce. Testigos del episodio remarcaron que el Mercedes-Benz mordió el cordón y se subió a la vereda antes de caer sobre el coche destrozado.

“Sólo vi el reflejo y sentí que se aplastaba el techo. Me agarró un poco el hombro y los vidrios del parabrisas me cortaron la pierna”, contó el muchacho que iba como acompañante en el Chevrolet Agile, confirmó que se encontraba fuera de peligro al igual que su madre, quien “reaccionó rápido” para que ambos pudieran salir por sus propios medios.

El joven señaló que el camionero los quiso esquivar y la primera hipótesis sobre los instantes previos es que el conductor se quedó sin frenos cuando venía por la calle lateral y se encontró con dos autos frenados por el semáforo en rojo.