El juez del Cuarto Juzgado de Instrucción, Martín Heredia Zaldo afirmó que un familiar declaró que vio a Diego Álvarez con sangre en las manos en la zona en la que se hallaron restos óseos de una persona.

Sigue la investigación para determinar si los restos óseos hallados este martes por la noche, en la zona de El Villicum, pertenecen o no a Brenda Requena, la joven madre desaparecida tras ser sorprendida por su marido junto a un hombre, el pasado jueves. El nuevo juez de la causa, Martín Heredia Zaldo, a cargo del Cuarto Juzgado de Instrucción, dio algunos detalles que complican Diego Álvarez, detenido por lesiones y amenazas a José Guajardo.

Sobre los restos óseos, “debemos ser cautos y prudentes y hay indicios que señalan que se condicen con una persona: estaban fraccionados, prendidos fuego, enterrados y mezclados con huesos de animales. Fueron localizados a 500 metros de donde hubo una disputa por una infidelidad. En ese lugar, testigos lo ubicaron al marido de Brenda y tenía sangre en su mano. Hay indicios que esa persona habría prendido fuego allí. Las testimoniales de un familiar detallaron que lo vieron en una situación particular”, expresó a radio AM1020.

Esta mañana fue la inspección ocular en el lugar donde apareció el cuerpo
Acerca de los indicios físicos, “se halló tejido blando que evidencia que no data desde hace muchos días, sino una semana o cinco días. Se encontró piel, tejidos musculares y masa encefálica. Todo será analizado por peritos forenses”.

Expresó que “las certezas” provendrán de las pruebas científicas, de ADN y a los restos óseos y piezas dentarias “que nos dirán si es Brenda. La demora de los resultados dependerá del estado de los tejidos. Con la tecnología que disponemos, podemos saberlo en horas o en días. Si los tejidos están deteriorados, no se podrán analizar con los medios que tenemos en la provincia. Tampoco sé, hasta este momento, si los pelos hallados tienen bulbo o hay que hacer ADN mitocondrial o nuclear. Hasta hoy hay pocas certezas y por eso pedimos prudencia”.

Heredia Zaldo confirmó que para las pruebas de filiación se va a convocar a familiares directos de Brenda para cotejar si hay indicadores de compatibilidad. “Pueden ser sus padres, hijos o incluso, hermanos”, aclaró.