Un preso cipoleño se cortó la tobillera electrónica y se fugó durante la salida transitoria. Estaba en la casa de su madre y se fue. Es buscado intensamente en toda la región.

Un preso cipoleño se cortó la tobillera electrónica durante una salida transitoria y se fugó. Estaba cumpliendo una condena de 13 años de prisión por el delito de robo calificado con arma en el Penal de General Roca. Es buscado intensamente por la policía rionegrina.

Se trata de Hugo Nicolás Cisterna, alias “palito”, un peligroso ladrón que ayer desactivó la tobillera mientras se encontraba en la casa de su madre en el barrio Managua de Cipolletti. Según indicaron fuentes policiales a LM Cipolletti, la desactivación se registró alrededor de las 19:30 y se concurrió de inmediato hasta el domicilio fijado, pero su madre informó a los efectivos que el joven de 31 años se había sacado la tobillera y se fue sin decir a dónde.

El detenido gozaba de salidas transitorias de 12 horas, y tras vencido el plazo debía regresar al penal. El pedido fue solicitado por el juzgado de Ejecución Penal 8 de Cipolletti.

De inmediato se activó el protocolo de búsqueda de paradero y se radió el aviso a todas las unidades policiales y a la Brigada de Investigaciones. Hasta hoy no hubo novedades sobre el prófugo.

El joven tiene 1,70 metros de altura y como señas tiene un tatuaje en el antebrazo izquierdo con el nombre “Nora” y otro de San la Muerte.