Stéphanie Frappart fue elegida por la UEFA para dirigir Liverpool-Chelsea.

La árbitro francesa Stéphanie Frappart marcará el 14 de agosto un hito histórico en el fútbol al convertirse en la primera mujer que dirige una final masculina de competición europea, la Supercopa entre el Liverpool y el Chelsea en el Besiktas Park de Estambul.

Nacida en Valle del Ois, fue la encargada de arbitrar la reciente final de la Copa Mundial Femenina de la FIFA entre Estados Unidos y Holanda en la ciudad de Lyon.

Frappart dirigirá un equipo integrado en su mayoría por mujeres. Estará asistida por Manuela Nicolosi, de Francia, y Michelle O’Neal, de la República de Irlanda, que serán las árbitras asistentes.

El único hombre del equipo arbitral será el turco Cuneyt Cakir, cuarto árbitro del encuentro entre el campeón de la Champions League (Liverpool) y el de la Liga Europa (Chelsea).

Frappart ya hizo historia también en su país al convertirse en la primera árbitra en dirigir un partido de la liga francesa cuando estuvo presente en el duelo Amiens-Estrasburgo en abril.

En junio se anunció que la árbitra de 35 años sería ascendida a la nómina de árbitros de la Ligue 1 de forma permanente para la temporada 2019/20.