Lo hizo UPCN, a través de un comunicado, luego de un suceso ocurrido en la mañana del viernes en oficinas del Registro Civil de Santa Fe. 

El comunicado:

“En horas de la mañana, alrededor de las 10.30 un menor ingresó al piso piso de la dependencia solicitando poder ir al sanitario, minutos después volvió y encaró directamente a la compañera que es responsable de la recaudación del Registro, diciéndole “te estoy asaltando”. Esto se realizó a punta de pistola, viviendo las compañeras que allí trabajan una situación por demás de estresante.

NO existe seguridad suficiente en dicha dependencia, que recibe a cientos de personas por día y sólo cuenta con un personal de seguridad que tiene que velar por todas las oficinas de la repartición.

La oficina de recaudación, no cuenta con las medidas mínimas que debería tener una oficina de este tipo, mamparas, puerta de seguridad, etc.

La U.P.C.N. ve también con preocupación que el convenio con “Santa Fe servicios” adolece de algunas irregularidades que hacen mayor el riesgo que los compañeros tienen al manipular sumas de dinero.

Exigimos a las autoridades del Registro Civil, que en forma inmediata solucione todos estos problemas de seguridad y edilicios, con el objeto de resguardar la integridad de los trabajadores y los ciudadanos de bien que concurren a diario”.