Todas deben cumplir con el Programa Médico Obligatorio (PMO), que es una canasta básica de prestaciones.

En Jujuy realizan prestaciones en salud 40 obras sociales tanto de nivel local como nacional, y todas tienen que cumplir con el Programa Médico Obligatorio (PMO) con el que garanticen la cobertura en los distintos sistemas de atención a sus beneficiarios.

En el caso del personal doméstico y monotributistas pueden cambiar a otra obra social sindical. Los “pasantes” no.

El PMO es una canasta básica de servicios y medicamentos que incluye medicina preventiva y ambulatoria, cobertura hacia las mujeres en etapa de embarazo y el parto, a los niños en su primer año de vida, visitas programadas a consultorios, internación, cirugías de menor o mayor complejidad, cobertura del 40% en medicamentos y 100% durante la internación, entre otros beneficios.

Todas las entidades de cobertura tienen firmados convenios con los colegios del arte de curar (médicos, odontólogos, farmacéuticos y bioquímicos, entre otros) por lo que las prestaciones deben estar garantizadas en las distintas especialidades.

Algunas obras sociales que están en la provincia son ACA Salud, Agua y Energía Jujuy, Swiss Medical, Galeno, Boreal, CMJ Ospe Global, Cosalud Osmedica, Cosalud Voluntario, Iosfa – Iose, Diba, Dgbpfa, Instituto de Seguros de Jujuy, Jerárquico Salud, Medicus, Medife, Meplife, Omint SA, Osde, Osdip, Osdop, Osmata, Ospatca, Ospecon, Ospf, Ospis, Osppra, Opsptv, Pami, Poder Judicial de la Nación, Recetario solidario, Salud Jujuy, Salud Jujuy, Servicio Penitenciario Federal, Upcn, UpJujuy, Osctcp-UTA Jujuy, Osuomra Jujuy y Osplad, entre otras.

Lo llamativo para adherirse a la cobertura de salud en las obras sociales privadas es que por lo menos se tiene que cobrar el sueldo mínimo del personal de planta. Si no se llega a ese monto, la persona debe hacer un aporte complementario para ingresar a la obra social.

El control y regulación de las obras sociales a nivel nacional y entidades de medicinas prepagas está a cargo de la Superintendencia de Salud de la Nación. Desde este organismo garantizan el acceso a la salud de los afiliados a obras sociales y a usuarios de medicina privada, tanto a personas que trabajan en relación de dependencia, monotributista, personal de servicio doméstico o que esté adherido.

Además los afiliados a obras sociales tienen derecho a recibir descuentos en medicamentos, incluir al grupo familiar en la obra social sin abonar montos adicionales, salvo si se es monotributista o personal de servicio doméstico, exigir la entrega de credenciales de afiliación y cartilla médica actualizada, y a unificar aportes de obra social con el cónyuge o concubino.

Para el cambio

Muchas son las dudas sobre si una persona se puede cambiar de obra social, que en algunos casos si se contempla y en otros no.

Desde la Superintendencia de Salud recordaron cuáles son los casos.

Para los de obras sociales sindicales el beneficiario puede hacer cambio hacia otra obra social sindical desde el momento en que inicia su relación de dependencia. Este trámite se realiza de manera personal y presencial y es gratuito. La opción de cambio puede realizarse una vez por año.

En tanto los jubilados y pensionados pueden elegir otra obra social si no quieren contar con la cobertura del Pami. En el caso de optar por otra, la misma debe estar inscripta en el Registro de Agentes del Sistema Nacional del Seguro de Salud y no pueden condicionar su ingreso. El trámite se realiza en las oficinas de Anses y el cambio se efectivizará en los 90 días posteriores.