La mujer se trasladaba el sábado a la tarde en su vehículo junto a sus hijos Ivo de 9 años y Galo, de 10. Perdió el control de la camioneta y los cayeron por un precipicio en la Altas Cumbres de Córdoba.

 

El accidente ocurrió el sábado por la tarde, a la altura del paraje Giulio Cesare, en las Altas Cumbres cordobesas, cerca de la localidad de Mina Clavero.

La mujer, de 51 años, identificada como Jaqueline Fátima Márquez, que se desempeña como secretaria del Concejo Deliberante de Saldán, viajaba con dos de sus hijos en una camioneta Ford EcoSport hacia Traslasierra, donde iban a pasar el día.

Galo estaba sentado en la butaca del acompañante. Ivo iba en la parte trasera del vehículo. Al desbarrancarse, Ivo logró salir, escalar casi cien metros y pedir ayuda, lo que resultó crucial para que todos sobrevivieran.

Pasaban por el kilómetro 36 de la ruta E-34 cuando sucedió el accidente. “Por causas que se tratan de establecer, en una curva, [la EcoSport] sale de la banquina, quiere retomar de nuevo a la cinta asfáltica, pierde el control, y se le va el vehículo hacia el precipicio, más o menos unos 80 metros”, explicó José Andrés Romera, comisario mayor de la Departamental San Alberto.

“Según lo que dice Ivo y lo que dice la mamá —porque yo hablé ayer un poquito con ella, que puede hablar entre murmullos— mordió la banquina y se desbarrancó. El auto la tiró para la barranca y no lo pudo controlar. Después ella no se acuerda más nada”, contó Cayetano Canto, quien trabaja en la misma secretaría en la que se desempeña Márquez y sigue de cerca la evolución de la salud de la familia.

La camioneta chocó contra una piedra y se destrozó. A pesar de que los tres pasajeros del vehículo llevaban el cinturón de seguridad puesto, sufrieron un golpe muy fuerte y quedaron atrapados.

Sin embargo, los dos nenes lograron salir de la camioneta. Galo —que tenía un traumatismo de cráneo muy fuerte— se quedó junto al vehículo, mientras que Ivo decidió ir a pedir ayuda.

Según el comisario Romera, esa subida “es difícil” porque “son 90 metros, se tiene que rodear una parte del cerro, y justo ahí hay una caída de agua, unas cañerías grandes, que dificultan subir”. Además, como el ascenso es pronunciado, podría decirse que el chico tuvo que escalar.

El pequeño pidió auxilio a los autos que pasaban, hasta que una pareja se detuvo y llamó por teléfono a una línea de asistencia.

Para Cayetano, la participación de Ivo fue esencial. “Si no hubiera salido el más chiquito a la ruta… No sé… Hubo casos donde han estado dos o tres días buscando a familias que estaban desaparecidas en las barrancos de las Altas Cumbres”, comentó al diario Clarín.

Cuando llegaron los móviles policiales en seguida iniciaron el rescate del chico que estaba junto a la camioneta y de su mamá, que estaba atrapada en el vehículo.

Los Bomberos Voluntarios de la zona sacaron a la mujer y la trasladaron primero al hospital de Mina Clavero y luego a un hospital de Córdoba. Mientras que el chico que tenía un traumatismo de cráneo fue trasladado directamente a Córdoba, detalló Romera.

“Están todos fuera de peligro. Los chicos fueron intervenidos, están bien, ya pronto les darán el alta”, informó el comisario.