Delincuentes no lograron ingresar a la relojería que pretendían asaltar y escaparon del lugar con las manos vacías por no poder traspasar la puerta de vidrio.

 

Un grupo de cuatro ladrones encapuchados y con sus rostros cubiertos intentaron asaltar armados con machetes una tienda de relojes en el distrito de Sham Shui Po en Hong Kong, en China. La acción se vio frustrada gracias a la puerta de seguridad, de vidrio blindado. Y tan limpio que parecía invisible. Quedaron filmados y terminaron presos.

En las imágenes se aprecia cómo los delincuentes descienden de un vehículo blanco estacionado frente al establecimiento y empujan la puerta, tironean varias veces del picaporte e incluso golpean los cristales con un martillo, todo ello sin resultado. Finalmente, se dan por vencidos y huyen con las manos vacías.

Según publicó ActualidadRT, los ladrones, de entre 16 y 33 años de edad, fueron arrestados más tarde tras protagonizar una breve persecución policial y chocar contra un guardarraíl.