Uno de sus líderes controlaría los movimientos de la banda desde la cárcel en la cual se encuentra alojado.

Tras un megaoperativo efectuado en la provincia de Santa Fe que incluyó la realización de 65 allanamientos, se logró la detención de 30 narcos que conformaban una red de comercialización de estupefacientes. Se presume que el líder de la banda organizaba los movimientos de la misma desde la cárcel en la cual se encuentra apresado.

Las acciones fueron llevadas a cabo por la Gendarmería Nacional Argentina – fuerza comandada por Gerardo Otero –, por la Policía Federal Argentina – liderada por Néstor Roncaglia – y por la Policía de Seguridad Aeroportuaria – dirigida por Alejandro Itzcovich Griot. Asimismo, se contó con la colaboración de la Brigada Operativa Antinarcóticos VIII de la Policía de la Provincia de Santa Fe.

En el marco de una causa judicial en la que intervienen la Fiscalía Federal de Venado Tuerto, a cargo del Dr. Javier Arzubi Calvo, y el Juzgado Federal a cargo del Dr. Aurelio Cuello Murúa, se investigó el funcionamiento de una organización narcocriminal que distribuía droga en el sur de la provincia de Santa Fe y en zonas aledañas.

Fue entonces que se dispusieron las requisas en distintos puntos ubicados en las localidades de Venado Tuerto, Firmat, Juncal, Casilda, Chabás y Rosario, entre otras. Asimismo, se allanó la Unidad de Detención N°11 de Piñero (Santa Fe), en donde se encuentra detenido quien está sindicado como el líder de la banda.

Como resultado de los procedimientos se incautaron miles de dosis de marihuana y cocaína, elementos de fraccionamiento, armas de fuego, municiones, vehículos, teléfonos celulares, 60.000 pesos apócrifos y más de 300.000 pesos en efectivo.

“Vamos a fondo contra los narcos. Demostramos que cuando unimos fuerzas y colaboramos con la justicia y las fuerzas provinciales se logran resultados positivos”, aseguró la ministra Bullrich, tras instruir políticas expresas a la Secretaría de Seguridad a cargo de Eugenio Burzaco.