Un choque con antecedentes pesados en la historia reciente, entre dos seleccionados en proceso de renovación.
Cuántas cosas pasaron en los últimos cinco años en la Selección Argentina. Cuánta agua bajo el puente ha corrido tras aquella final del Mundial de Brasil, el 13 de julio de 2014, cuando cayó 1-0 con Alemania, con el gol de Mario Götze en tiempo suplementario. No será la primera vez tras aquel suceso que el equipo argentino vuelva a verle la cara a su verdugo: un par de meses después a la final, hubo un amistoso que Argentina le ganó 4-2 a Alemania. Pero el recuerdo de lo que pasó en el Maracaná -contra el mismo rival que eliminó a la Selección en Alemania 2006 y Sudáfrica 2010- es inevitable en el encuentro que se disputará desde las 15.45 (hora argentina) en Dortmund con televisación de TyC Sports.

Son procesos de renovación los que viven en este momento tanto Argentina como Alemania. De hecho, solo dos jugadores que participaron en aquel Mundial están en los planteles que afrontarán este amistoso. En la Selección albiceleste, Marcos Rojo; y en la alemana, Manuel Neuer.

En Argentina, Lionel Messi hubiera formado parte de la convocatoria pero fue sancionado hasta el 3 de noviembre por sus duras críticas a la Conmebol en la última Copa América, torneo al que Lionel Scaloni llegó como interino y del que salió confirmado como técnico para el proceso clasificatorio de Qatar 2022.

“Queremos tener una selección competitiva, que los rivales nos respeten”, declaró Scaloni. Un buen resultado en Dortmund ante Alemania le sumaría crédito, lógicamente. Argentina, en la última doble fecha FIFA, igualó sin goles contra Chile y goleó 4-0 a México. Ambos encuentros se disputaron en Estados Unidos.

Entre las caras nuevas de esta convocatoria se encuentran el volante Nicolás González (Stuttgart, Alemania), Matías Monito Vargas (Espanyol de Barcelona) y Leonardo Balerdi, el joven central de 20 años formado en Boca que juega en el Borussia Dortmund.

Estos jugadores se unen a los que encabezan esta renovación, quienes junto a Messi y los “sobrevivientes” de la vieja generación (Marcos Rojo y Nicolás Otamendi) están llamados a liderar la nueva etapa. Lautaro Martínez (autor de tres goles en la victoria 4-0 sobre México en septiembre), Nicolás Tagliafico, Leandro Paredes, Rodrigo de Paul, Marcos Acuña, Germán Pezzella, Agustín Marchesín, Renzo Saravia, Juan Foyth y Paulo Dybala son nombres que se vienen reiterando en las últimas convocatorias.

A ellos hay que sumarles al volante de Racing Matías Zaracho (se pierde estos amistosos por una mialgia en la cara posterior de la pierna derecha) y a los arqueros de River y Boca, Franco Armani y Esteban Andrada, quienes no se encuentran en Dortmund porque Scaloni no convocó a ningún futbolista de esos equipos ya que están disputando entre sí las semifinales de la Copa Libertadores.

Alemania también está en un proceso de renovación tras haber sido campeón del mundo en Brasil 2014 y sufrir la decepción de quedarse eliminado en primera ronda en Rusia. Eso sí, siempre con el mismo técnico, Joachim Löw. En Argentina, en cambio, después de la final en el Maracaná, en la que fue dirigida por Alejandro Sabella, pasaron otros cuatro entrenadores: Gerardo Martino, Edgardo Bauza, Jorge Sampaoli y Lionel Scaloni.

La renovación en Alemania viene siendo más lenta y con algunas complicaciones. “He pasado mi domingo al teléfono y solo he recibido malas noticias”, afirmó el lunes Löw al llegar a Dortmund.

De la lista inicial para enfrentarse a Argentina (y a Estonia cuatro días después en un encuentro clasificatorio para la Eurocopa 2020), se han caído Tony Kroos, Ilkay Gündogan, Jonas Hector, Matthias Ginter y Timo Werner, todos lesionados.

Estos se unieron a las bajas ya conocidas, también por problemas físicos, de Julian Draxler, Thilo Kehrer y Leroy Sané, que a su vez se suman a las de jugadores como Mats Hummels, Thomas Müller y Jerome Boateng.

Ante esta plaga de ausencias, la Alemania que se presentará ante Argentina será un equipo joven, lleno de jugadores por ahora casi desconocidos; algunos ni siquiera han debutado (Suat Serdar, Robin Koch, Nadiem Amiri, Luca Waldschmidt y Niklas Stark) y otros apenas suman un puñado de partidos internacionales (Jonathan Tah, Lukas Klostermann, Kai Havertz y Marcel Halstenberg).

Precisamente, uno de los puntos de interés en la concentración alemana es el enfrentamiento que mantienen Neuer y Marc André Ter Stegen por ver quién merece ser el arquero titular después de que el portero de Barcelona reclamase más minutos de juego.

Löw ya anunció que contra Argentina será Ter Stegen quien ocupará el puesto y Neuer lo hará en el oficial contra Estonia.

Posibles formaciones:

Alemania: Ter Stegen; Klostermann, Süle, Tah, Halstenberg; Kimmich, Emre Can, Brandt; Gnabry, Havertz, Reus. DT: Joachim Löw.

Argentina: Marchesín; Foyth, Otamendi, Rojo, Tagliafico; Pereyra, De Paul, Paredes, Correa; Dybala y Lautaro Martínez. DT: Lionel Scaloni