El avión, operado por Peninsula Airways o PenAir, despegó de Anchorage, la ciudad más grande de Alaska​, alrededor de las 3:15 de la tarde con 39 pasajeros y tres tripulantes, indicó la compañía en un comunicado. 

Uno de los pasajeros era un niño de menos de 2 años, dijo Clint Johnson, jefe de la oficina regional de la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte de Estados Unidos (NTSB).

El vuelo aterrizó aproximadamente a las 5:40 de la tarde y se salió al final de la pista. PenAir es propiedad de Ravn Air Group, que señaló que coopera con los investigadores federales.

“En nombre de PenAir, Ravn Air Group y todos nuestros empleados en la compañía, queremos ofrecer nuestro más sincero pésame y condolencias a la familia y seres queridos de nuestro pasajero que falleció”, dijo en un comunicado Dave Pflieger, presidente de Ravn Air Group.

Johnson dijo que llegaría un equipo de nueve investigadores de la NTSB a Anchorage. Algunos miembros permanecerían en Anchorage mientras que otros viajarían más adelante a Unalaska, agregó. De forma adicional, un investigador de la agencia de Alaska estaría en la escena cuando se sacaran del avión los datos de vuelo y grabadoras de audio de la cabina, finalizó.