Tiene 450 “piercings” y más de la mitad se los hizo en el pene.
El hombre además tiene cuernos y aplicaciones en los lugares más insólitos de su cuerpo.

Rolf Buchholz, de 60 años, es conocido como “diablo alemán” y hasta el momento es el hombre más perforado del mundo. Es que hasta el momento tiene 450 piercings y 278 se encuentran en su pene, según consignó la prensa internacional. “No son un problema en absoluto. Tengo ‘piercings’ desde hace tanto tiempo que si hubiera habido un problema ya me habría deshecho de ellos”, declaró quien además posee 94 anillos de metal en la boca.

Trabajador de telecomunicaciones, Buchholz reveló que el único problema que tuvo con respecto a su apariencia fue que una vez fue tratar de pasar por la seguridad del aeropuerto de Dubai, donde las autoridades lo escoltaron con temor por su aspecto, al cual atribuían que practicaría “magia negra”, según recordó el hombre oriundo de Alemania.