Se reconoció el derecho posesorio de sus viviendas a beneficiarios de las ciudades de Santa Fe y Santo Tomé.


El ministro de Desarrollo Social, Jorge Alvarez, entregó este martes más de 30 escrituras y 40 notificaciones de finalización de trámites a beneficiarios del programa de Regularización Dominial de las ciudades de Santa Fe y Santo Tomé, departamento La Capital.
“Es gratificante encontrarnos en circunstancias como estas para garantizar derechos, porque una de las premisas de esta gestión provincial es la de avanzar en todo lo que tenga que ver con asegurar derechos. Gestionamos sobre una ley que tiene años, pero poco había avanzado en el tiempo, y lo hicimos acercando el Estado a la gente”, destacó Alvarez.

“Ya superamos las 2500 escrituras y hay unas 600 en proceso para la firma. Eso lo fuimos haciendo porque ustedes también confiaron en el Estado”, concluyó.

En tanto, el subsecretario de Legal y Técnico, Diego Colono, afirmó que “este es un paso muy importante que damos en lo que llamamos el derecho a la protección de la vivienda digna, que va mas allá de tener un techo, sino que abarca lo que se denomina seguridad jurídica en la tenencia, e implica la tranquilidad que a partir de hoy pasan a tener a través de esta escritura”.

Además, destacó que “en la oportunidad, y luego de tres años de iniciado el trámite, se hizo entrega de la primer escritura de regularización dominial a la familia Villalba, que vive hace mas de treinta años en el barrio de Alto Verde”.

REGULARIZACIÓN DOMINIAL
El trámite se puede iniciar cuando la posesión sea de un inmueble único y permanente, pública y pacífica, sin interrupciones en el tiempo, por una causa lícita y durante tres años, con anterioridad al 1 de enero de 2009. Sirve para inmuebles edificados urbanos que tengan como destino principal el de vivienda única y permanente, como así también para inmuebles rurales donde las personas residan y produzcan.

El trámite de regularización es gratuito y en caso que la solicitud resulte aprobada solo se cobra un sellado establecido por la ley nacional, correspondiente al 1% del avalúo fiscal.

El espíritu de la norma es que las familias con un trámite abreviado y apoyados por el Estado, sin costo alguno, puedan acceder a la escritura definitiva.

Se dio inicio a más de 2000 nuevos y se avanzó en otros tantos. Durante los dos primeros años, se resolvió aproximadamente el doble de casos de los que se habían finalizado en los 15 años anteriores de aplicación de la ley.

PRESENTES
También participaron la coordinadora de la Unidad Ejecutora para la Regularización Dominial Daiana Doello; los concejales Leandro González y Marcelo Ponce; los subsecretarios de Gestión del Suelo, Lucas Simoniello, y de Desarrollo Deportivo, Carlos Iparraguirre; la escribana mayor de Gobierno, Mari Rojo; y los representantes de los colegios de Escribanos, Carolina Culzoni, y de Agrimensores, Andrés Donate.