En el comienzo de la nueva temporada estival 2019/2020, la Prefectura San Lorenzo emitió un comunicado con el fin de que quienes visiten el río, ya sea bañistas, en moto de agua o Kayak, puedan hacerlo teniendo en cuenta distintas medidas de seguridad.

Para evitar situaciones de peligro y también debido a la bajante prolongada que registra en todo el curso el Río Paraná, se produce una cercanía con el canal Principal de navegación, se recomiendan los siguientes aspectos:

BAÑISTAS:
Concurrir a balnearios habilitados y con guardavidas.
Respetar los carteles de seguridad e indicadores de peligro.
Extremar las medidas de seguridad con menores. No permitir el ingreso al agua de los niños, sin el acompañamiento de un adulto.
Respetar las indicaciones de los guardavidas.
No ingresar al agua después de comer.
Respetar el boyado de seguridad.

MOTOS DE AGUA:
Usar siempre el chaleco salvavidas y demás elementos de seguridad reglamentarios.
Contar con la correspondiente habilitación expedida por la Prefectura.
Impedir que conduzcan menores no habilitados.
Evitar navegar en condiciones de escasa visibilidad o desconociendo el pronóstico meteorológico.
Respetar áreas de navegación establecidas por la Prefectura y nunca navegar en proximidad de bañistas u otras embarcaciones.
En proximidad de muelles, amarraderos o fondeaderos navegar a una velocidad tal que no ponga en riesgo las embarcaciones que naveguen próximas, se hallen amarradas o fondeadas.

KAYAK:
Usar siempre el chaleco salvavidas y demás elementos de seguridad reglamentarios.
Conocer el pronóstico meteorológico antes de la zarpada.
Verificar que el casco no presente vías de agua.
Contar con remo adicional a bordo y cabo de rescate.
Remar alejado de los buques.
En caso de vuelco nunca abandonar el kayak, siempre posee reserva de flotabilidad.
Los menores de 18 años deberán navegar acompañados por mayores.